Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El primer ministro polaco, Jaroslaw Kaczynski, anuncia elecciones anticipadas para el 21 de octubre

La decisión es consecuencia de la desintegración de la coalición gubernamental integrada por el partido de los Kaczynski, el de los populistas y el de católicos nacionalistas

El primer ministro polaco, Jaroslaw Kaczynski, ha anunciado hoy que su partido, Ley y Justicia, ha decidido anticipar las elecciones parlamentarias y ha señalado el 21 de octubre como la fecha más probable para que se celebren.

La decisión es consecuencia de la desintegración de la coalición gubernamental en la que, junto a los conservadores gemelos Kaczynski, participaban también los populistas de Adrzej Lepper y los católicos nacionalistas de Roman Giertych. "No veo posibilidad de apoyar un Gobierno de minoría, y no quiero la clase de Gobierno que hemos tenido hasta ahora", ha estimado el primer ministro.

El último giro a la tuerca lo ha dado esta mañana el ex viceprimer ministro, Andrzej Lepper, jefe de la populista Autodefensa, quien ha revelado que el ministro de Justicia y Fiscal General, Zbigniew Ziobro, le había informado sobre la operación montada por la Oficina Central Anticorrupción, que tenía como objetivo cazarlo a él con las manos en la masa, cobrando un soborno por la recalificación de terrenos.

Paralelamente, el segundo socio de los hermanos Kaczynski en la coalición, los católicos nacionalistas de la Liga de las Familias Polacas, en un último intento de salvar el gobierno, propusieron a Kaczynski que dimitiese y renovase la coalición formando un ejecutivo sin los líderes de los tres partidos. Sin embargo, el jefe de los católicos nacionalistas, que presentó la iniciativa, oyó de boca de Kaczynski que no le interesaba renovar nada y que el lunes él y los ministros de su partido serían destituidos.

Ante esa situación, con una guerra sin cuartel declarada a los socios de la coalición, el Comité Político del partido de los hermanos Kaczynski, Ley y Justicia, se reunió y decidió que las elecciones deberán celebrarse cuanto antes.

Según informó en rueda de prensa el primer ministro, en la reciente reunión que tuvieron el presidente de la República, Lech Kaczynski, y Donald Tusk, presidente de la Plataforma Cívica, el mayor partido de la oposición, la decisión sobre la disolución del Sejm, la cámara baja del Parlamento polaco deberá ser adoptada a comienzos de septiembre. De esa manera, si efectivamente los partidos están interesados en anticipar las elecciones, los comicios podrán celebrarse ya el 21 de octubre.