Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Las 3.500 toneladas de fuel de un buque encallado amenazan el Canal de la Mancha

El MSC Napoli ya ha perdido 200 toneladas de petróleo que flotan sobre el mar en una zona protegida por la UNESCO

Imagen del mercante 'MSC Napoli' que ha encallado en el Canal de la Mancha
Imagen del mercante 'MSC Napoli' que ha encallado en el Canal de la Mancha AP

El buque MSC Napoli trasportaba 3.500 toneladas de petróleo antes de que la tempestad Kiryll le obligara a zozobrar en el Canal de la Mancha. 200 de esas toneladas forman ya una fina capa de unos ocho kilómetros de longitud que flota sobre el mar. Los equipos anticontaminación de la guardia costera británica han empezado a extraer el fuel para evitar un desastre ecológico en la costa de Devon (sureste de Inglaterra), una zona protegida por la UNESCO. El carguero también transportaba 157 contenedores con sustancias tóxicas.

Los fuertes vientos están obstaculizando las labores de limpieza de la zona; a pesar de que las autoridades han colocado barreras flotantes en las desembocaduras de los ríos, ya han aparecido algunas aves contaminadas.

El carguero sufrió graves daños estructurales en ambos costados durante las fuertes tormentas que azotaron Gran Bretaña el jueves pasado. Sus 26 tripulantes fueron rescatados en helicóptero ese día y el barco fue remolcado hasta las proximidades de Portland para evitar que se hundiera en alta mar y causara daños mayores. Sin embargo, la nave está fuertemente escorada y puede volcar en cualquier momento.

De los 2.230 contenedores que llevaba a bordo, unos 200 ya han caído al mar; Hasta 158 de ellos llevan en su interior sustancias potencialmente peligrosas, como ácido de baterías; los equipos de salvamento ya han recuperado 60.

A la caza del tesoro

A pesar de que la policía ha advertido a la población de los alrededores del peligro que supone tocar alguna sustancia hallada en la playa, la compañía propietaria del mercante ha tenido que contratar guardias de seguridad para proteger los contenedores embarrancados, ya que decenas de personas equipadas con linternas han pasado la noche buscando alguna mercancía valiosa.

Según la agencia británica Press Association, han aparecido en la playa decenas de recipientes llenos de botellas de vino, y France Presse cuenta que varios vecinos se han llevado toneles de vino, zapatos y hasta motos durante la noche. Esta mañana se recuperaron además piezas de coche, como partes de la chapa y volantes.