Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Un atentado suicida al norte de Irak deja al menos 26 iraquíes muertos

Un terrorista suicida hizo detonar un coche bomba junto a un autobús que transportaba a agentes de policía

Al menos 25 guardias nacionales iraquíes y una mujer civil han muerto hoy al estallar un coche bomba en la localidad septentrional de Balad, al norte de Bagdad, según han informado fuentes militares estadounidenses y del Ministerio de Defensa de Irak. El atentado ha sido perpetrado por un suicida al volante de un vehículo que hizo detonar la carga explosiva cerca de esta localidad ubicada en el interior del denominado triángulo suní, corazón de la insurgencia en Irak.

El ataque ha ocurrido a primera hora de la mañana de este domingo en una carretera secundaria cercana a Balad, a unos 70 kilómetros al norte de Bagdad. "Entre las víctimas no hay ningún soldado estadounidense", han señalado las fuentes militares estadounidenses antes de subrayar que "numerosos heridos" fueron trasladados al hospital general de la vecina localidad de Samarra.

De acuerdo con la versión oficial estadounidense, el suicida ha dirigido el coche contra el autobús en el que viajaban los agentes iraquíes, cerca de un acuartelamiento de las fuerzas multinacionales. El civil muerto es una mujer que estaba en la carretera en el momento de la deflagración, ha agregado el militar.

Otros incidentes violentos

Las nuevas Fuerzas de Seguridad iraquíes y los funcionarios del Gobierno interino se han convertido en uno de los objetivos preferidos de los grupos insurgentes en Irak, que los tachan de "colaboracionistas".

Además, un agente de la Policía y un ciudadano iraquí han resultado heridos al ser atacados con lanzagranadas dos centros electorales de la ciudad de Tikrit, en el norte de Irak. En otro ataque en la ciudad de Samarra, otros cuatro policías han sido asesinados. Además, hombres armados han matado a Ali Haddawi, vicegobernador de la provincia de Diyala, cuando éste se encontraba en su coche.

En otro incidente, registrado al sur de Bagdad, ha resultado herido de gravedad el jefe de la Policía de la localidad Yebela, Karim Malaj, que se encuentra hospitalizado en un centro sanitario de la ciudad de Hila, situada en el denominado triángulo de la muerte.