Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
LA POSGUERRA DE IRAK

EE UU teme que los ataques en Irak se extiendan a objetivos civiles y económicos

Un compañero del cámara de Reuters abatido por un tanque estadounidense afirma que los soldados que lo mataron sabían que era periodista

Los ataques de las últimas horas en Irak, que han dejado fuera de juego un oleoducto y una de las tuberías que proveen de agua a Bagdad, hacen pensar a Estados Unidos en un cambio de táctica por parte de la resistencia contra las fuerzas ocupantes. Los ataques hasta ahora se habían dirigido contra los soldados estadounidenses; desde el pasado 1 de mayo, cuando George W. Bush dio por finalizados los combates, que no la guerra, 60 soldados han muerto y más de 400 han resultado heridos en ataques guerrilleros. Sin embargo, las autoridades estadounidenses creen que esta ofensiva podría extenderse en breve a objetivos civiles y económicos, según informa The New York Times.

La última muerte de un soldado estadounidense se ha producido esta noche, el fallecimiento se ha producido por la explosión de un artefacto en Bagdad, ha anunciado el Ejército de Estados Unidos en un comunicado. "Un soldado de la Primera División Blindada ha muerto por un artefacto

explosivo", señala este comunicado, que añade que "el incidente se produjo en el barrio de Karradah.

Mientras, las exportaciones de crudo iraquí hacia el puerto turco de Ceyhan siguen interrumpidas después de que un acto de sabotaje dejara fuera de funcionamiento y en llamas el oleoducto que une esa localidad con Kirkuk, en el norte de Irak.

Otro acto de sabotaje dejó la capital iraquí sin su principal fuente de agua potable. Uno o varios terroristas se acercaron a primera hora de la mañana en coche hasta la tubería y lanzaron un explosivo que provocó una fuga y cortó el suministro a diez barrios de la ciudad, que albergan a la mayoría de la población. El agua manó durante horas del boquete abierto en la conducción, para regocijo de los niños que jugaron con ella y desesperación de los técnicos que trataban de remendar el escape y no lo lograron hasta última hora de la tarde.

"Error de identificación"

A estos atentados hay que sumar el que ayer dejó seis iraquíes muertos y otros 59 heridos en una prisión de Bagdad en un ataque con morteros. La cárcel alberga a decenas de sospechosos acusados de acciones contra las fuerzas ocupantes. En esta prisión, Abu Grahib, fue donde el cámara de Reuters Mazen Dana perdió la vida al ser tiroteado por un tanque estadounidense.

Dana, un palestino de 43 años, fue abatido mientras filmaba cerca de la cárcel; la agencia de noticias ha solicitado una investigación exhaustiva a las autoridades estadounidenses, que han apuntado que es probable que los soldados del tanque confundieran la cámara del periodista con un lanzagranadas, en lo que han calificado como "error de identificación". Sin embargo, un compañero de Maza ha asegurado que los soldados sabían que se trataba de un periodista, e incluso habían hablado con él momentos antes de su muerte.

Doce ex soldados muertos en un polvorín

Al menos doce antiguos soldados del Ejército iraquí han muerto hoy en un pueblo cerca de Tikrit, en el norte de Irak, al estallar un depósito de municiones en el que habían entrado para robar material que pretendían vender como chatarra. Las víctimas se quedaron sin empleo después de que Estados Unidos disolviera las Fuerzas Armadas que sirvieron al ex presidente Sadam Husein para crear a continuación un cuerpo militar completamente renovado.

Muere un iraquí de 14 años por disparos de soldados de EE UU

Soldados estadounidenses mataron hoy a Omar Jasem Hamad, un estudiante iraquí de 14 años, e hirieron a su primo, Maher Mohamad Hamad, de 25 años, cuando buscaban armas en Abu Fleis, a 90 kilómetros al oeste de Bagdad, ha indicado el padre de Maher, Mohamed Hamad Togan. "A mediodía (las 10.00 en España) una patrulla, compuesta por cinco vehículos blindados, ocho todoterrenos y una excavadora, entró en el pueblo. Vieron un grupo en el campo y dispararon", ha explicado el primo del fallecido.

Más información