Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Una sangrienta incursión del Ejército israelí deja ocho muertos y 25 heridos en Gaza

Cuarenta blindados y excavadoras han penetrado en el campo de refugiados de El Bureij durante la noche

Ocho palestinos han muerto, entre ellos un adolescente de 13 años y una mujer embarazada, y otros 25 han resultado heridos en el transcurso de una importante incursión del Ejército israelí durante la noche en el campo de refugiados de El Bureij, al sur de la ciudad de Gaza. Por la mañana, las tropas de Israel han entrado en la ciudad de Nablús.

Unos cuarenta blindados y excavadoras apoyados por helicópteros Apache han penetrado durante la noche en el campo de refugiados de El Bureij. Tarek Akel, un adolescente palestino de 13 años, es uno de los muertos que se han producido durante los tiroteos y las explosiones. También ha muerto una mujer sepultada bajo los escombros de su casa. Otros cinco de los muertos tenían entre 17 y 24 años, según fuentes palestinas.

"No estoy al tanto de la muerte de un niño y de una mujer. Lo que sé es que matamos a terroristas armados durante un combate que duró toda la noche", ha dicho el coronel responsable del ataque, que ha añadido que dos soldados israelíes resultaron muy levemente heridos por esquirlas de granadas. El coronel ha dado por finalizada la operación: "hemos alcanzado nuestros objetivos", ha dicho.

Según los testigos, las fuerzas armadas israelíes entraron en el campo disparando desde los helicópteros y los tanques hasta el punto de que las ambulancias no podían alcanzar los lugares donde caían las víctimas y fueron los propios residentes los que las rescataron.

Explosivos en las viviendas

Los testigos han declarado que los soldados rodearon varias casas, obligaron a sus residentes a evacuarlas y colocaron explosivos dentro de ellas. Según residentes del campo, el Ejército israelí cortó la energía eléctrica y los palestinos tuvieron que pedir ayuda a través de los megáfonos de las mezquitas. Fuentes de la seguridad palestina han dicho que las fuerzas armadas israelíes llegaron desde tres direcciones e irrumpieron en el campo de refugiados aparentemente para destruir casas y detener a palestinos buscados por el Ejército israelí.

Entre los detenidos en El Bureij se halla el jeque Mohamed Taha, de 67 años, uno de los principales dirigentes políticos de HAMAS en la franja de Gaza, implicado en ataques y el contrabando de armas, según los organismos israelíes de seguridad. Hay al menos cinco detenidos más.

Operación de gran envergadura en Nablús

A primera hora de la mañana, las tropas israelíes han comenzado una importante operación en el casco viejo de Nablús, ciudad situada en el norte de Cisjordania, según han informado fuentes de seguridad palestina.

Unos 20 tanques y numerosos 'jeeps' militares han tomado posición en la zona, tras lo cual la tropa israelí ha impuesto el toque de queda en el sector, disparando salvas de advertencia.

Otras unidades militares han lanzado por su lado operaciones de investigación y han tomado el control de varios edificios. Las Fuerzas israelíes no han hallado resistencia y por el momento no se han registrado heridos.

Más información