Icon para Disney+
Contenido patrocinado por una marca

‘The old man’, la primera serie de Jeff Bridges que nos demuestra que el género de acción no tiene edad

Tras un rodaje convulso de tres años, la nueva serie de Disney+, una adaptación del superventas de Thomas Perry, está disponible en la plataforma y es perfecta para un maratón adrenalínico: la historia de Dan Chase, un ex agente de la CIA, que debe rendir cuentas con su pasado antes de que acabe con su vida

Cuando Thomas Perry escribió The old man (2017), demostró dos cosas: que la vida de tu vecino mayor, ese señor de rostro amable y un tanto introvertido, que prefiere pasar los días tranquilo, en compañía de sus dos perros o al teléfono con su única hija, es posiblemente más interesante que la tuya; y que lo que tiene que contarnos, a pesar del edadismo social que padecemos, interesa a más gente de lo que creemos, a muchísima más. Como para hacer de su libro un nuevo best seller y de la historia, la nueva serie de acción original de Disney+, con el oscarizado Jeff Bridges como protagonista en su primer papel en televisión.

A Bridges el libro se lo había recomendado insistentemente su amigo, el también actor y productor Tim Stack (Me llamo Earl, American pie). No le prestó mucha atención hasta que llegó el guion a su mesa y el título le sonaba familiar. Se enganchó inmediatamente a la trama: Dan Chase, un viudo y exmiembro retirado de la CIA, vive al margen de la sociedad (y de la agencia de inteligencia) bajo una falsa identidad. Una misión fallida, una presunción de culpabilidad, le obliga a hacerlo. Pero el pasado siempre vuelve, y cuando llama a tu puerta y es matarte por algo que no has hecho, mejor que te reconcilies con él.

Jeff Bridges en el papel de Dan Chase con sus dos perros –que en realidad fueron seis durante el rodaje–.
Jeff Bridges en el papel de Dan Chase con sus dos perros –que en realidad fueron seis durante el rodaje–.

The old man es una huida adrenalínica hacia adelante. Hay que darle caza a Chase y mandarán al subdirector de contrainteligencia del FBI, el sabueso Harold Harper (John Lithgow), con quien arrastra una complicada relación; también a Julian Carson (Gbenga Akinnagbe), un contratista de operaciones especiales muy capacitado, cuando se dan cuenta de que no será fácil. El ex agente de la CIA tampoco estará solo: su protegida Angela Adams (Alia Shawkat) y el agente especial Raymond Waters (EJ Bonilla) trabajarán mano a mano para ayudarlo. También Zoe McDonald (Amy Brennenman) se convertirá sin quererlo en aliada, al menos hasta que descubra quién es el inquilino al que le está alquilando la habitación. Porque la verdad la iremos conociendo poco a poco, con flashbacks protagonizados por Bill Heck, a quién lo une un físico muy similar al de Bridges y su veteranía con los Cohen.

“Fue un poco como en El gran Lebowski; no soy el Gran Lebowski, pero sigue la historia de mi personaje. En este caso solo soy uno de los viejos de la serie, ¡pero es que ya pertenezco a esa categoría!”, bromeaba Jeff Bridges al respecto del título en una entrevista en Vanity Fair. El veterano actor contó con la ayuda de un agente de la CIA durante el rodaje para entender a su personaje y dotarlo de mayor realismo. Bridges no lo tendrá fácil en la trama, como tampoco lo fue el proyecto. Es su primer papel en televisión o, al menos, el primero como leyenda de Hollywood –con 13 años salió en un show producido por su padre, el mítico Lloyd Bridges–, y aunque le apetecía experimentar, tuvo sus reticencias. Confiesa que no quería reunirse con los creadores porque sabía que no podría decirles que no. Y no solo sucedió eso, acabó convirtiéndose en uno de los productores ejecutivos.

Bridges junto a John Lithgow, quien tratará de darle caza durante toda la serie.
Bridges junto a John Lithgow, quien tratará de darle caza durante toda la serie.

Producida por 20th Television en asociación con The Littlefield Company, la serie ha sido creada por Jonathan E. Steinberg y Robert Levine (cocreadores de Black sails), a cargo también de la adaptación de la novela; y cuenta como productores ejecutivos como el propio Jeff Bridges, Warren Littlefield, Steinberg, Dan Shotz, Levine, David Schiff y Jon Watts (responsable de las últimas películas de Spiderman), quienes también han dirigido los dos primeros episodios. Una serie de nombres que garantizan la calidad y el éxito de una serie que enfrentó durante todo el rodaje todo tipo de contratiempos: tuvo que hacer frente a una pandemia y a los problemas de salud de Jeff Bridges, diagnosticado de un linfoma en 2020. Después de tres años de rodajes y parones, The old man está disponible por fin en Disney+ y promete ser una de las series más aplaudidas de la temporada.

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS