OTRESColumna
i

Descansa en poder

Carmen de Mairena nos enseñó a querernos como disidentes sexuales y de género no desde la búsqueda de la aceptación sino desde la irreverencia y la desobediencia

Carmen de Mairena, en una imagen de archivo, retratada en Barcelona.
Carmen de Mairena, en una imagen de archivo, retratada en Barcelona.Carles Ribas

Aislamiento día 9: en lo que parece un sketch fruto de las colaboraciones de Carmen en Crónicas Marcianas, uno de los personajes le dice a Carmen que “queda muy mal en la cámara” -no queda muy bien, sale muy fea-. No solamente una referente para la comunidad, sino de resistencia frente a la transfobia social e institucional y que pese a todo supo salir de las adversidades desde la resiliencia. Nos enseñó a querernos como disidentes sexuales y de género no desde la búsqueda de la aceptación y la conformidad a una sociedad que nos rechazaba sino desde la irreverencia y la desobediencia. Descansa en poder. Seguiremos quedando mal en la cámara.

Aislamiento día 10: ayer vi por enésima vez Videodrome, una película de body horror de David Cronenberg en la que habla de “la nueva carne”, una especie de fusión entre cuerpo y máquina donde, la tecnología “es una extensión de nosotros mismos, una encarnación de la voluntad humana”. Me pregunté si la convivencia en cuerpos físicos y virtuales (avatares) podría considerarse también una nueva carne. La ventana del ordenador y la de la pantalla del móvil se han convertido en las ventanas que se abrieron tras las puertas que se cerraron, una distracción temporal. Parafraseando a la gran Samantha Hudson, ser autónomo, músico (o titiritero como nos llamó un dirigente) y con casi cero ingresos en estos tiempos es un deporte de riesgo, aunque, a pesar de todo, soy consciente de la “comodidad” de mi confinamiento en comparación con la de muchas otras personas, y que eso es un privilegio. Artistas como Kika Lorace están organizando shows benéficos (a su beneficio), que aunque sea de acceso gratuito se podrán hacer aportaciones. Apoyad a vuestras artistas locales.

Aislamiento día 11. Un compañero comparte un artículo titulado Vox pide quitar la sanidad gratuita a los inmigrantes irregulares durante el estado de alarma. El confinamiento ha agravado la vida de muchas personas, muchas de ellas personas migrantes, racializadas, que son atacados con mayor energía del odio en estos tiempos, afectando a trabajadoras del hogar y de cuidados, los sin papeles, los que están en situación de calle, los menores extranjeros que migran no acompañados, o los hermanos del colectivo mantero, quienes debido a la ley de extranjería no les deja cotizar, y si no venden no cobran. Por ello, se han activado varias cajas de resistencia, para cubrir las necesidades básicas en esta situación de emergencia sanitaria y social por parte de diferentes colectivos, asociaciones o sindicatos como el sindicato de manteros de Madrid, Courage (Personas migrantes y disidentes sexuales), El Colectivo Ayllu, Mujeres Migrantes Diversas (Trabajadoras de hogar y cuidados), apelando a la responsabilidad y el apoyo mutuo. Hay mucha más información en la cuenta de instagram de @antirracistamad.

Información sobre el coronavirus

- Aquí puede seguir la última hora sobre la evolución de la pandemia

- El mapa del coronavirus: así crecen los casos día a día y país por país

- Preguntas y respuestas sobre el coronavirus

- Guía de actuación ante la enfermedad

- En caso de tener síntomas, estos son los teléfonos que se han habilitado en cada comunidad

Se adhiere a los criterios de