El bono “casposo” para “cañas” que rechazan los sanitarios y aplauden los hoteleros

"Feijóo debe de considerar estúpido a este colectivo", dice SOS Sanidade Pública sobre el vale de 250 euros para compensar a los trabajadores de la salud en precampaña

Traslado de residentes infectados de la residencia San Carlos de Celanova, el pasado día 24 de marzo.
Traslado de residentes infectados de la residencia San Carlos de Celanova, el pasado día 24 de marzo.ÓSCAR CORRAL

Los trabajadores sociales se suman al aluvión de críticas de los médicos que ha suscitado el bono de 250 euros para consumiciones anunciado el viernes por Feijóo cuando ya ha empezado la carrera del 12-J a las urnas. El Colexio Oficial de Traballo Social asegura que su “código deontológico” y la “ética” profesional impiden a sus integrantes “aceptar esta extraña compensación” por hacer su trabajo. Desde el sábado, los colectivos médicos han rechazado lo que llaman el “bono propina” de la Xunta, lo han calificado de ruin y han repetido en sucesivos comunicados que la “compensación” debería llegarles en forma de contratos estables y una vuelta atrás en los tijeretazos que han estado recortando la sanidad pública y los servicios sociales desde 2009. Pese a las críticas, hoy el Clúster del Turismo, un sector que se beneficiaría de esos bonos para gastar en bares y hoteles que pretende repartir la Xunta a los sanitarios, ha salido en defensa de la medida.

Los primeros colectivos en clamar contra el bono fueron, el pasado fin de semana, la Confederación de Sindicatos Médicos (CESM) y el Consello Galego de Colexios Médicos. A partir de entonces, no han cesado los comunicados profesionales (como el de los médicos de familia, el domingo) que rechazan la medida del Gobierno de Feijóo y hoy lunes la Asociación Galega para a Defensa da Sanidade Pública equipara este cheque de barra libre a la “casposa estrategia electoral de comprar la voluntad de los colectivos sociales invitando a empanada, pulpo y carne ao caldeiro, a cuenta del erario público”.

Para el colectivo que agrupa a profesionales de la sanidad, la medida de Feijóo es “un insulto para los trabajadores do Sistema Sanitario Público Galego”, a los que “pretende compensar invitando a tomar unas cañas o con una habitación de hotel”. Según SOS Sanidade Pública, el presidente de la Xunta y candidato del PP cree que así salda los “esfuerzos” para tratar a la población durante la pandemia, “pese a los recortes tan importantes realizados por sus gobiernos en estos últimos 11 años”. “Consideramos una miserable paga”, insiste la plataforma, “para un colectivo que tuvo que trabajar en muchas ocasiones sin el equipamiento necesario o sufrió gran retraso en la realización de las pruebas” del virus.

“Desde la Asociación recordamos que esta propina, de claro signo electoral, la realiza un señor que anunció públicamente, en plena pandemia, su intención de recortar el sueldo al personal del Sistema Sanitario Público, como hizo en 2008″, concluye el colectivo: “El señor Feijóo debe de considerar estúpidos a los sanitarios”. SOS Sanidade Pública ha convocado concentraciones en las ciudades para el día 25 a las 20.30 horas, antes de que arranque la campaña electoral con la pegada de carteles. Los actos, como el que tendrá lugar en la Praza do Toural o ante el Hospital Provincial de Pontevedra, tendrán por lema “Los recortes y las privatizaciones matan. Sanidad pública ahora más que nunca”.

El Colexio Oficial de Traballo Social de Galicia también rechaza “por ética” el bono para hoteles y restaurantes que ofrece la Xunta a sanitarios y otros profesionales implicados en la lucha contra la covid-19. ”Lo que sí sería todo un reconocimiento para los trabajadores sociales es que desde la Administración autonómica se cumpliesen las ratios de referencia en la dotación de personal para los servicios sociales para darles cobertura como esenciales de forma continuada y garantista”, reclama el colegio en un comunicado. “Lo que necesita el colectivo son contratos estables y un refuerzo inmediato”, advierten los trabajadores sociales, “ya que esta situación no ha hecho más que empezar”.

En el otro brazo de la balanza, el Clúster Turismo de Galicia, encabezado por el presidente, Cesáreo Pardal, se entrevistó hoy con representantes de la Consellería de Cultura e Turismo para apoyar la puesta en marcha de medidas que reactiven “de forma inmediata” el sector y la “idoneidad” de los bonos directos. Según informa en un comunicado el clúster, los bonos son “una medida esencial” porque “favorecen el consumo interno”.