Los hombres copan las listas electorales de Castilla y León

Con solo 14 de las 52 personas que encabezan las candidaturas analizadas, es la comunidad autónoma con menos mujeres políticas en los puestos de salida si se compara con el resto de comicios regionales de los últimos dos años

Desde la izquierda, Luis Tudanca (PSOE), Alfonso Fernández Mañueco (PP), Francisco Igea (C's), Pablo Fernández (Unidas Podemos), Juan García-Gallardo (Vox), Luis Mariano Santos (UPL), Pedro Pascual (Por Ávila) y Ángel Ceña (España Vaciada).
Desde la izquierda, Luis Tudanca (PSOE), Alfonso Fernández Mañueco (PP), Francisco Igea (C's), Pablo Fernández (Unidas Podemos), Juan García-Gallardo (Vox), Luis Mariano Santos (UPL), Pedro Pascual (Por Ávila) y Ángel Ceña (España Vaciada).

En la foto de los seis candidatos con posibilidades, según las encuestas, de obtener representación en las elecciones de Castilla y León, falta algo. Y ese algo es representación femenina. Los aspirantes de PSOE, PP, Cs, Unidas Podemos, Vox, Unión del Pueblo Leonés, Por Ávila y Soria ¡Ya! a presidir la Junta son todos hombres. Una desigualdad que no solo se da en los candidatos a las urnas del 13 de febrero, sino que también se reproduce en el resto de las listas de cada partido. Solo 14 de las 52 personas que encabezan las listas analizadas de las formaciones en las nueve provincias son mujeres, el 27%, según los datos analizados. Un porcentaje que sitúa a Castilla y León como la comunidad autónoma con menos mujeres políticas en los puestos de salida si se compara con el resto de comicios regionales de los últimos dos años.

La ley solo obliga, para garantizar la paridad en las instituciones, a que las listas electorales incorporen, como mínimo, un 40% de representación de hombres o de mujeres. Pero no dice nada sobre los cabezas de lista, que queda al arbitrio de los partidos. La mayor presencia de hombres en los puestos de salida, como el caso de Castilla y León, se traduce en una proporción más amplia de políticos varones en Las Cortes u otras instituciones, ya que los escaños se consiguen según el orden en que aparecen en las candidaturas. El efecto es mayor en el caso de los partidos que logran menos escaños, si solo ganan uno por circunscripción, la mayor parte de las veces es un hombre. “El efecto que pretende la ley es una representación paritaria”, explica Adoración Galera, catedrática en Derecho Constitucional de la Universidad de Granada. “Pero luego los partidos pueden jugar con el orden de las listas, lo que puede desvirtuar el resultado”, añade.

Lo que sí respeta la mayoría de los partidos que se presentan con opciones a las elecciones del 13 de febrero es la distribución en cremallera. Esto es, alternar hombres y mujeres en el resto de puestos de las candidaturas. Aun así, hay 10 listas en las que el primer y el segundo puesto son los dos hombres. Por partidos, la formación que tiene menos mujeres como número uno es Unidas Podemos: ocho hombres frente a una mujer, Isabel Reguilón, en la circunscripción de Zamora. Y hay tres candidaturas de España Vaciada cuyas candidatas a la Junta son mujeres: Palencia, Valladolid y Salamanca. Las número uno son Mari Nieves Trigueros, Verónica Santos y María Cristina Campos.

En comparación con otras comunidades autónomas, Castilla y León arroja los datos más desiguales. El año pasado, Madrid y Cataluña celebraron comicios. En ambas comunidades, el porcentaje de mujeres cabeza de lista fue de en torno al 50 y al 42%, respectivamente. Y, en 2020, la proporción fue de alrededor del 50% tanto en Euskadi como en Galicia.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

El caso de Castilla y León es paradigmático porque es la comunidad con mayor número de provincias, y donde hasta seis partidos tienen opciones por circunscripción (en el caso de Zamora y Segovia son cinco). Si la estadística se contrasta con una región de similar envergadura, Andalucía (de ocho provincias), el resultado es también desfavorable. En la comunidad andaluza, la proporción fue de alrededor del 42% en las elecciones autonómicas de 2019. “Los datos de Castilla y León son realmente pobres”, subraya la catedrática, Adoración Galera.

En relación con las elecciones generales, ninguno de los principales partidos que se presentaron a las urnas de noviembre del 20 de 2019 tenía más hombres que mujeres como número uno en las candidaturas. En ese caso, el partido más paritario fue Unidas Podemos, y el que menos, Vox.

Durante el debate electoral entre los tres candidatos con grupo parlamentario en Las Cortes celebrado este lunes —Alfonso Fernández Mañueco (PP), Luis Tudanca (PSOE) y Francisco Igea (Cs)—, apenas se discutió o se propusieron medidas tendentes a remover la desigualdad de género ni en las instituciones ni en otros ámbitos.

50% de descuento

Contenido exclusivo para suscriptores

Lee sin límites

Sobre la firma

Virginia Martínez

Es redactora en la sección de España y ha desarrollado la mayor parte de su carrera en EL PAÍS, donde trabajó en la sección audiovisual hasta verano de 2021. Antes cubrió información local en el diario Granada Hoy. Es licenciada en Derecho por la Universidad de Granada y en Periodismo por la Universidad de Málaga y Máster de Periodismo de EL PAÍS.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS