Dos detenidos en Jerez por arrojar el cadáver de una mujer a un contenedor de basura

Un vecino alertó a la policía al ver a los sospechosos arrojar el cuerpo envuelto en una manta

Agentes de la Policía Nacional durante una operación realizada en días pasados en la provincia de Cádiz. En vídeo, dos detenidos por arrojar el cadáver de una mujer de 39 años a un contenedor de basura.Atlas

Dos vecinos de Jerez de la Frontera fueron detenidos este domingo en Jerez por su posible implicación en la muerte de una mujer de 39 años. Ambos fueron descubiertos por un testigo mientras arrojaban lo que parecía un cadáver envuelto en una manta en una barriada degradada de la ciudad conocida como las Casitas Bajas. La Policía Nacional investiga ahora el móvil del crimen, la implicación de cada uno de los investigados en el caso y si participó alguien más en los hechos.

Fue a las 5.10 cuando la policía recibió la llamada de un vecino de la calle Cepa. Alertaba de que “dos individuos con aspecto de toxicómanos habían tirado un bulto sospechoso envuelto en una manta”. Cuando los agentes llegaron a la zona, descubrieron en el interior del bidón el cadáver de la mujer, envuelto en una tela y atado. Según la identificación realizada por los investigadores de la UDEV —Unidad de Delincuencia Especializada y Violenta— de Jerez, las iniciales del nombre de la víctima son R.V.V.,

Manchas de sangre

Durante la mañana, en el contenedor donde apareció el cadáver era visible todavía la marca de una mano manchada de sangre. Tras una primera inspección ocular, el cuerpo presentaba una lesión en la cabeza. Sin embargo, la policía desconoce aún si esa herida fue la que le produjo la muerte. La autopsia, que se va a realizar en el Instituto de Medicina Legal y cuyos resultados preliminares se conocerán en las próximas horas, determinará las causas exactas del fallecimiento.

Los investigadores se centran en averiguar las circunstancias que rodearon la muerte de la mujer. Aunque por ahora los dos detenidos están investigados como presuntos autores de un delito de homicidio, los agentes no descartan que ellos no participasen directamente en su fallecimiento o que se trata de un accidente, pero que, asustados, decidieran deshacerse del cadáver. El juzgado en funciones de guardia de Jerez ha declarado secretas las investigaciones. Uno de los sospechosos responde a las iniciales de J.C., es vecino de la zona y había salido de la cárcel hace escasas semanas; según informo el Diario de Jerez.

La zona conocida como las Casitas Bajas, en el Polígono San Pablo, es un conjunto de viviendas construidas en los años 60. El barrio, en origen estaba destinado a trabajadores, ha sufrido una progresiva degradación hasta convertirse en una barriada castigada por el paro y la droga.

Sobre la firma

Jesús A. Cañas

Es corresponsal de EL PAÍS en Cádiz desde 2016. Antes trabajó para periódicos del grupo Vocento. Se licenció en Periodismo por la Universidad de Sevilla y es Máster de Arquitectura y Patrimonio Histórico por la US y el IAPH. En 2019, recibió el premio Cádiz de Periodismo por uno de sus trabajos sobre el narcotráfico en el Estrecho de Gibraltar.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción