Nuestros periodistas recomiendan de forma rigurosa e independiente productos y servicios que puedes adquirir en Internet. Cada vez que compras a través de algunos enlaces añadidos al texto, EL PAÍS recibe una comisión. Lee aquí nuestra política comercial.

‘Chalk Paint’ o pintura a la tiza: redecora el mobiliario con 16 colores pastel de efecto mate

Se trata de una pintura muy agradable a la vista y fácil de aplicar con la que aportar una segunda vida a cualquier superficie del hogar

La técnica de 'Chalk Paint' o la pintura a la tiza es una manera cómoda y rápida de darle una segunda vida a los muebles favoritos de casa.
La técnica de 'Chalk Paint' o la pintura a la tiza es una manera cómoda y rápida de darle una segunda vida a los muebles favoritos de casa.

En el universo de la decoración y el bricolaje existen numerosas técnicas con las que dar un vuelco al diseño de interiores. En muchas ocasiones, basta con invertir en una alfombra, cambiar el color de las cortinas o adquirir un cuadro vistoso. Pero, al margen de estas acciones puntuales, hay una que puede cambiar radicalmente el mobiliario antiguo y desmejorado del hogar: el recurso de la técnica de Chalk paint o pintura a la tiza.

Este tipo de pintura se caracteriza por desarrollar una gran adherencia a las superficies desde la primera mano, y también por su acabado mate, además de por su versatilidad: se puede aplicar en lugares como la madera, el metal, la piedra, la arcilla, el cristal, el yeso o, incluso, el plástico.

Por ello, en EL PAÍS Escaparate confiamos en el producto con mayores ventas acapara de su categoría en Amazon con la que darle una nueva pátina a tu mecedora favorita, a aquellas sillas algo descoloridas por el paso del tiempo o la vitrina del salón. Este es un producto que se caracteriza por su función antimanchas, su facilidad de uso y por la relación calidad-precio, según las propias opiniones de los usuarios en la plataforma. Se puede adquirir en formato estándar (125 ml) o grande, de 750 mililitros.

Una pintura multiusos, sin imprimación y de gran poder cubriente

Esta pintura de la marca Bruguer atesora más de un millar de valoraciones y disfruta de una nota media elevada de 4,5 sobre 5 estrellas. Si se ha colocado en el top 15 de la sección Bricolaje y Herramientas no es casualidad: no necesita imprimación previa, un secado muy rápido y un poder cubriente muy efectivo desde la primera capa que demos.

“Es muy manejable, no da olores y cubre bien materiales como la madera. He pintado un mueble viejo y el color ha quedado precioso, muy estilo rústico”, asegura un usuario. La pintura a la tiza ofrece un acabado sedoso y, mediante su apariencia, es capaz de revitalizar puertas de cocina, cambiar la vitalidad que transmite una estancia o aplicarla sobre partes diminutas pero que realzan el conjunto: como esquinas, encimeras o azulejos.

Disponible en 16 bellos colores pastel y cómo usarla en cinco pasos

“De todas las Chalk Paint que he probado, me quedo con la de rust-oleum. Siempre me da buenos resultados y es fácil de aplicar. No gotea en exceso y tampoco se empasta. Con una o dos capas es suficiente”, argumenta un segundo usuario. Esta vistosidad también se la debemos su gran paleta de colores con más de una quincena de alternativas.

Desde el típico color blanco tiza, pasando por el azul cielo, turquesa o antracita y acabando con un azul intenso o un toque a cacao. Son tonos pastel, muy combinables y agradables a la vista, que dan mucho juego a lugares de la casa apagados y en desuso, poniendo a punto la apariencia de mueble y objetos nuevos y, por supuesto, antiguos.

Pero, ¿qué pasos dar para aplicar la Chalk Paint? Lo primero a tener en cuenta es que no debemos agitar la lata antes de abrirla, para evitar futuras burbujas de aire. Para ello podremos valernos de un simple abrelatas. Una vez hecho esto, seguiremos estos consejos:

1. Limpiar la superficie para eliminar cualquier resto adherido a ella. 2. Remover bien la pintura antes de aplicarla. 3. Dar un par de capas (o hasta tres) para lograr un acabado uniforme. 4. Cuando se seque, siempre podremos recurrir a un papel de lija fino para envejecer ciertas zonas. 5. Es recomendable dar un par de capas de laca con la que sellaremos la pintura.

La madera: algunos trucos para sacar el máximo de ella

Si el material a tratar es madera, se puede lijar de manera suave antes de extender la pintura como en superficies de melanina y así aumentar su capacidad de adherencia. Para aumentar el aspecto envejecido del mueble, es necesario aportar un par de capas de colores diferentes en contraste. Por último, solo quedaría proteger esta superficie con cera o barniz, dependiendo del efecto final duradero que busquemos.

'Chalk Paint' con acabado en cera en color oro y plata

Con un toque muy sutil y un efecto dorado que queda genial en maderas oscuras y en pinturas de colores claros, esta cera de la firma Bruguer resalta detalles ornamentales con su brillo suave y es fácil de aplicar con un simple pincel. Ideal para lograr un efecto retro.

'Chalk Paint' con acabado en barniz

La otra alternativa, tras aplicar la pintura, es aplicar este barniz al agua de acabado liso mate transparente. Perfecto para proteger de golpes, manchas y ralladuras sin amarillear.

*Todos los precios de compra incluidos en este artículo están actualizados a 15 de agosto de 2022.

[Recuerda que si eres usuario de Amazon Prime, todas las compras tienen gastos de envío gratuitos. Amazon ofrece un período de prueba gratuito y sin compromiso durante 30 días.]

Puedes seguir a EL PAÍS ESCAPARATE en Facebook e Instagram, o suscribirte aquí a nuestra Newsletter.

Sobre la firma

Daniel Muela

Es redactor de Escaparate. Está especializado en temas de tecnología y dispositivos electrónicos y ha desarrollado la mayor parte de su carrera en EL PAÍS. Antes trabajó en el gabinete de prensa de Ifema y El Mundo. Es licenciado en Periodismo por la Universidad Complutense de Madrid y Máster de periodismo de EL PAÍS.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS