Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Nuestros periodistas recomiendan de forma rigurosa e independiente productos y servicios que puedes adquirir en Internet. Cada vez que compras a través de algunos enlaces añadidos al texto, EL PAÍS recibe una comisión. Lee aquí nuestra política comercial.

Analizamos cinco teléfonos móviles con pantalla ‘infinita’ por menos de 200 euros

Además de su precio económico y paneles de gran tamaño, estos modelos incorporan otras características interesantes. ¡Descúbrelas!

Los modelos analizados: Samsung Galaxy A20e y LG K50S, a la izquierda; Xiaomi Redmi Note 8T, en el centro; Oppo A5 2020 y Huawei P Smart Z, a la derecha.
Los modelos analizados: Samsung Galaxy A20e y LG K50S, a la izquierda; Xiaomi Redmi Note 8T, en el centro; Oppo A5 2020 y Huawei P Smart Z, a la derecha.

Nuestra experta ha considerado el Xiaomi Redmi Note 8T como el mejor modelo de los cinco teléfonos móviles con pantalla ‘infinita’ con una valoración promedio de 8,75. Destaca porque su panel con resolución Full HD queda protegido por un cristal Corning Gorilla Glass y por la versatilidad de su cámara.

Las pantallas infinitas o XXL de los smartphones llegaron hace tiempo para quedarse y, en la actualidad, es una de sus señas de identidad. Así, y como la oferta de terminales es cada vez más variada, ello ha propiciado que estos paneles no resulten exclusivos de los modelos más caros.

De hecho, los consumidores con un presupuesto más ajustado tienen la posibilidad de disfrutar de ellas también. Basta con dar una vuelta por cualquier tienda de telefonía móvil (o la zona de electrónica de una superficie comercial) para comprobar que los smartphones de gama de entrada y otros de la media los incorporan. Asimismo, el resto de características - a pesar de no ser tan avanzadas como las de los terminales top- ofrecen un rendimiento más que adecuado para el día a día, integran sistemas de seguridad, baterías que en algunos casos duran varios días, cámaras fotográficas con más de dos lentes en la parte trasera, etc.

¿Qué modelos hemos elegido?

Para realizar esta comparativa, hemos fijado un presupuesto máximo de 200 euros y elegido cinco modelos de las principales firmas. Son los siguientes: Huawei P Smart Z (8), LG K50S (8,25), Oppo A5 2020 (8,5), Samsung Galaxy A20e (7,5) y Xiaomi Redmi Note 8T (8,75).

Han sido evaluados y recibido una valoración media final a partir del análisis de criterios como los que se indican. Siempre teniendo presente la franja de precio en la que estamos.

- Diseño: como hemos comentado, los paneles grandes son tendencia, al igual que los marcos reducidos para aprovechar mejor el área de visualización. Este diseño debe combinarse con una buena ergonomía.

- Calidad de la pantalla: es un criterio clave. Cómo se comporta esta calidad en diferentes espacios, los colores, el nivel de brillo, definición o detalle.

- Rendimiento: va ligado a su configuración y cómo se comporta diariamente. ¿El teléfono se desenvuelve con fluidez navegando por Internet, o abriendo y cerrando aplicaciones? ¿Carga bien contenidos multimedia?

- Fotografía: junto a una buena pantalla, el apartado fotográfico es uno de los criterios de compra que más se tiene en cuenta. Dado el precio de los smartphone analizados, sus cámaras fotográficas nunca podrán equipararse a los terminales topes de gama. Sin embargo, esto no impide que ofrezcan una calidad mínima, sobre todo en las capturas diurnas.

- Autonomía: al menos que el teléfono pueda completar el día de uso. No obstante, en esta selección tienen cabida terminales con baterías de 4.000 mAh de capacidad e, incluso, 5.000 mAh que garantizan varios días de autonomía en condiciones de uso normal.

¿Cómo los hemos probado?

Entre los usos que se han dado a cada uno de estos teléfonos, que hemos probado durante varios días, están las tareas habituales que realiza cualquier usuario. Nos hemos conectado a Internet para navegar por diferentes páginas web, accedido a redes sociales, consumido contenidos multimedia para comprobar no sólo la calidad de imagen sino también el sonido, usado la cámara de fotos… Cada una de estas actividades, por otro lado, nos ha permitido comprobar el rendimiento del dispositivo y la duración de su batería.

El teléfono móvil que ha resultado ganador ha sido el Xiaomi Redmi Note 8T. Ofrece, en nuestra opinión, el mejor acabado y rendimiento, y su panel Full HD está protegido por un cristal Corning Gorilla Glass 5. Además, sus 4.000 mAh de batería (compatible con la tecnología de carga rápida) dan para varios días, aunque en este apartado el modelo de Oppo le supera con 5.000 mAh.

Xiaomi Redmi Note 8T: nuestra elección

Analizamos cinco teléfonos móviles con pantalla ‘infinita’ por menos de 200 euros

La primera toma de contacto con este terminal es es positiva por la calidad de la construcción. Además, ofrece protección frente a las salpicaduras y tanto la parte delantera como trasera quedan ‘blindadas’ por un cristal Corning Gorilla Glass 5.

Presenta unas dimensiones de 161,15 x 75,4 x 8,6 milímetros y aunque roza los 200 gramos de peso, no tienes la sensación de que el dispositivo resulte pesado. La pantalla -con notch tipo gota- posee un tamaño de 6,3 pulgadas y es la única de la comparativa que proporciona una resolución de 1080p. Este salto en términos de calidad se nota no sólo en la representación de los colores, también en el brillo de las imágenes y los detalles que percibes.

Ficha técnica

- Pantalla: 6,3 pulgadas con notch en forma de gota. 2.340 x 1.080 píxeles de resolución

- Procesador: Qualcomm Snapdragon 665 de ocho núcleos

- Memoria RAM: 4 GB

- Almacenamiento: 64 GB

- Cámara: Trasera: sensor principal de 48 megapíxeles, apertura f/1.75 y Súper Píxel 4 en 1. Ultra gran angular de 8 megapíxeles y apertura f/2.2. Cámara macro de 2 megapíxeles y apertura f/2.4, y sensor de profundidad de 2 megapíxeles y apertura f/2.4. Detección de escenas por IA (27 etiquetas reconocibles) y grabación a 4K a 30fps. Cámara frontal de 13 megapíxeles y apertura f/2.0

- Batería: 4.000 mAh. Soporta carga rápida de 18W

- Tamaño: 161,15 x 75,4 x 8,6 milímetros

- Peso: 199,8 gramos

- Conectividad: Bluetooth 4.2, soporta Wi-Fi 2.4G y 5G, entrada jack de 3,5 mm, puerto USB de clase C

- Otros: Sensor de huella dactilar, GPS, A-GPS, GLONASS, Beidou, soporte bandeja para tarjetas dos en uno, NFC

En términos de rendimiento, se desmarca también ligeramente del resto gracias a sus 4 Gb de memoria RAM. Además, monta el procesador Qualcomm Snapdragon 665 y almacenamiento de 64 Gb ampliable con una microSD. La combinación de estos elementos garantiza una buena experiencia de usuario, incluso en la multitarea. ¿Y la batería? De igual forma, ha cumplido con nuestras expectativas gracias a sus 4.000 mAh. Al igual que sucede con el dispositivo Samsung Galaxy A20e, es compatible con la tecnología de carga rápida, solo que en vez de ser de 15W es de 18W.

Tampoco faltan los sistemas de autenticación biométricos (huella y rostro), tecnología Wi-Fi para funcionar en la banda 2.4G y 5G, USB de tipo C, NFC, jack de 3,5 mm… Por otra parte, el apartado fotográfico destaca por su alta versatilidad gracias a la combinación de cuatro sensores, uno de los cuales está pensado para adentrarse en la fotografía macro. Mencionar el buen trabajo que realiza el Modo Notche y el contraste que logra entre las zonas más luminosas y oscuras de la captura.

Lo mejor: Su panel con resolución Full HD queda protegido por un cristal Corning Gorilla Glass. La versatilidad de su cámara.

Lo peor: La calidad del sonido es mejorable.

Conclusiones: A pesar de su precio económico y competitivo, es capaz de ofrecer al usuario una cuádruple cámara trasera con un comportamiento más que correcto. Su pantalla protegida con un cristal Corning Gorilla Glass 5 es, además, la que más nos ha gustado personalmente, aunque la calidad del sonido puede mejorarse.

Compra por 159€ en Amazon

Oppo A5 2020: la alternativa

Analizamos cinco teléfonos móviles con pantalla ‘infinita’ por menos de 200 euros

Es un terminal que desde el punto de vista estético resulta atractivo, aunque su perfil no está entre los más delgados como reflejan sus 9,1 milímetros de grosor. Además, sus 195 gramos tampoco le convierten en un dispositivo liviano. Pero todo tiene una explicación. El teléfono de Oppo puede presumir de una batería generosa (5.000 mAh) y una prestación adicional que llama la atención. Se trata de la función de carga reversible por cable, es decir, que el terminal podría suministrar energía a otros dispositivos que lo necesitasen.

La pantalla multitáctil posee un tamaño de 6,5 pulgadas y 1.600 x 720 píxeles. Ofrece una buena respuesta y cuenta, asimismo, con un notch en forma de gota que aloja la cámara para los selfies de 8 megapíxeles de resolución; esta cámara dispone, por otro lado, de un sistema de reconocimiento facial efectivo. Nos ha gustado especialmente, al igual que el sensor de huella digital ubicado en la parte trasera, junto al apartado fotográfico principal. El fabricante apuesta por una cuádruple cámara, en la que el sensor principal tiene 12 megapíxeles de resolución. Contamos, además, con un gran angular de 119º de 8 megapíxeles, y un par más de 2 megapíxeles de resolución, uno de ellos debajo del flash: vienen bien para el modo retrato y que el teléfono pueda recopilar en cada escena el mayor número de información posible en el momento de la captura.

Soporta NFC e integra una triple slot, por lo que es posible utilizar a la vez dos tarjetas nano SIM así como una microSD. ¿Y el rendimiento? El fabricante opta por un procesador Qualcomm Snapdragon 665, una RAM de 3 GB y una memoria ROM de 64 GB que le ofrece buenos resultados. A nivel de software, viene con la capa de personalización ColorOS 6. Por último, comentar que el sonido sorprende de manera positiva en cuanto a volumen y calidad gracias a sus dos altavoces estéreo y Dolby Atmos.

Compra por 149€ en Amazon

LG K50S

Analizamos cinco teléfonos móviles con pantalla ‘infinita’ por menos de 200 euros

Mejora las prestaciones del terminal K50, y lo hace poniendo especial atención en tres características: pantalla, batería y cámara. En concreto, posee un panel IPS-LCD con notch en forma de gota de 6,5 pulgadas, resolución HD+ (720p) y formato 19:5:9. El aprovechamiento de los márgenes es bueno y, en lo que a experiencia de usuario se refiere, el fabricante hace un buen trabajo con la reproducción de los colores. En términos de brillo, contraste o nitidez logra también logra una buena puntuación. Estas buenas impresiones se trasladan, de igual forma, al apartado sonoro gracias a la tecnología DTS-X 3D.

Con una batería de 4.000 mAh de capacidad, carga bien las páginas web de Internet y se desenvuelve con fluidez en redes sociales. También al consumir contenidos multimedia o jugar a videojuegos que no exigen una potencia gráfica elevada. En este sentido, LG apuesta por una configuración equilibrada: un procesador de gama media de ocho núcleos (el modelo es el Helio P22), una memoria RAM de 3 GB y una capacidad interna de 32 GB ampliable con una tarjeta microSD de hasta 2 Terabytes.

El sensor de huellas dactilares (el reconocimiento es efectivo y rápido) se sitúa en la parte trasera, y justo encima está la triple cámara dispuesta en posición horizontal. Mantiene el sensor principal de 13 megapíxeles de su antecesor, aunque ahora la profundidad de la cámara es mayor porque de un F1.8 se pasa a un F2.2. Además, se ha mejorado la calidad del segundo sensor y su gran angular (5 megapíxeles y 115º) y añadido un tercero para los retratos de 2 megapíxeles de resolución. Mientras, la cámara frontal mantiene los 13 megapíxeles del K50. En líneas generales, los resultados que ofrece son equiparables a lo que encontramos en otros terminales dentro de esta franja de precio.

El teléfono mide 165,8 x 77,5 x 8,2 milímetros, pesa 194 gramos y ha sido reconocido con la certificación militar MIL-STD 810G, lo que indica una alta durabilidad y resistencia.

Compra por 159,90€ en El Corte Inglés

Huawei P Smart Z

Analizamos cinco teléfonos móviles con pantalla ‘infinita’ por menos de 200 euros

Hemos incluido el dispositivo Huawei P Smart Z que tuvimos ocasión de analizar hace unos meses. Posee una pantalla de 6,59 pulgadas y esto le convierte en el modelo con el panel más grande de la comparativa: representa el 91% de todo el frontal y es el único -junto al smartphone de Xiaomi- con una 2.340 x 1.080 píxeles de resolución que cubre perfectamente las necesidades del usuario, aunque al disfrutar de contenidos audiovisuales es cierto que se echa en falta mayor potencia sonora. Integrar un panel de este tamaño repercute lógicamente en sus dimensiones que son de 163,5 x 77,3 x 89 milímetros. Sobre la báscula pesa 196,8 gramos.

En su interior, Huawei aloja una batería de 4.000 mAh de capacidad, aunque en este caso no admite la carga rápida. En el día a día hemos disfrutado, por otra parte, de un buen rendimiento y respuesta ya fuese contestando al correo electrónico como actualizando nuestras redes sociales, navegando por la web… Su centro neurálgico combina el chipset Kirin 710F, una memoria RAM de 4 GB y almacenamiento de 64 GB ampliable con una microSD.

La cámara frontal viene con un sensor de 16 megapíxeles y apertura f/2.2 que permanece oculta a la vista. Como funciona a través de un sistema retráctil, esto explica que la lente no se muestre visible. Cada vez que la vayamos a utilizar se activará un mecanismo de propulsión y elevación: no sólo funciona con total efectividad, sino que el efecto visual que logra llama la atención. Mientras, la cámara trasera incorpora una doble lente (16 + 2 megapíxeles) con tecnología de inteligencia artificial, entre otras características.

Compra por 185,85€ en Amazon

Samsung Galaxy A20e: la mejor relación calidad-precio

Analizamos cinco teléfonos móviles con pantalla ‘infinita’ por menos de 200 euros

La propuesta más económica de la comparativa, con una relación calidad-precio suficientemente equilibrada, cubre las necesidades del usuario que busca un teléfono de gama de entrada con pantalla ‘infinita’ y un hardware para conectarse a Internet, bucear por las redes sociales o consumir contenidos multimedia con relativa fluidez. La pantalla de 720p reduce, eso sí, su superficie frente a la competencia y se sitúa en las 5,8 pulgadas. Aunque la reproducción de los colores es correcta y cumple con lo esperado, se echa en falta algo más de brillo.

Este tamaño afecta, como cabría esperar, a las dimensiones del cuerpo que son de 147,2 x 69,5 x 8,3 milímetros. Con un peso de 141 gramos, es un dispositivo compacto y ergonómico que garantiza un buen agarre. Está fabricado en plástico y hay diferentes colores entre los que elegir. En el día a día, cumple con lo que uno espera teniendo en cuenta el precio del terminal, aunque los 3.000 mAh de su batería es probable que se agoten antes de lo previsto. Por suerte, es compatible con la tecnología de carga rápida de 15W. Otro aspecto mejorable es la calidad del apartado sonoro.

En otro orden de cosas, destacar que integra conectividad USB de clase C, Bluetooth 5.0 y NFC para pagos móviles. Además, los resultados del apartado fotográfico te sorprenden de manera positiva si las condiciones lumínicas son favorables: el nivel de definición y la reproducción de los colores son más que satisfactorios a pesar de las limitaciones con las cuales partimos. La cámara frontal posee un sensor de 8 megapíxeles y la trasera combina uno doble: el principal de 12 megapíxeles con una lente F1.9 y otro de 5 megapíxeles con lente F 2.2 y gran angular de 123º.

Compra por 143€ en Amazon

*Todos los precios de compra incluidos en este artículo están actualizados a 2 de octubre de 2020.

¿Por qué debes confiar en mí?

Llevo en el periodismo tecnológico casi dos décadas. En todo este tiempo, he tenido el privilegio de comprobar cómo avanza la tecnología para hacer que el día a día sea más fácil y contarlo en diferentes medios. Aunque ya he perdido la cuenta de cuántos productos han pasado por mis manos, confieso que las ganas y las sensaciones siguen siendo las mismas. Portátiles, tabletas, teléfonos, cámaras de fotos, pulseras de actividad, relojes inteligentes... No me pongo límites a la hora de elegir un dispositivo y exprimir al máximo sus posibilidades como buena consumidora de tecnología.

Suscríbete a la newsletter de El PAÍS Escaparate.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información