Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Nuestros periodistas recomiendan de forma rigurosa e independiente productos y servicios que puedes adquirir en Internet. Cada vez que compras a través de algunos enlaces añadidos al texto, EL PAÍS recibe una comisión. Lee aquí nuestra política comercial.

Las mejores afeitadoras eléctricas para cuidar la barba

Probamos cinco modelos adecuados para distintos estilos de afeitado

Evaluamos cinco afeitadoras eléctricas para elegir la mejor.
Evaluamos cinco afeitadoras eléctricas para elegir la mejor.

Con base en las sensaciones y los comentarios de los hombres que han probado estas cinco afeitadoras, nuestra experta ha elegido la Babyliss E876E como el mejor modelo. Las principales razones son su buen apurado en pocas pasadas sin irritar y sus 48 configuraciones diferentes.

Si estás buscando una afeitadora para comprar o regalar y tu objetivo es encontrar un modelo económico con buena relación calidad-precio, esta comparativa es para ti. En ella hemos puesto a prueba cinco modelos de distintas marcas que actualmente están disponibles en Amazon.

¿Qué modelos hemos elegido?

En concreto, se trata de los modelos Babyliss E876E (ganadora de la comparativa, con 8,75 puntos), Mondial Multi Grooming 6 (7,25), Philips S5630 (8), Remington PR1270 (7,5) y Rowenta Forever Sharp Wet and Dry TN6030F4 (8,5).

En la selección, además, quedan representados los principales tipos de afeitadoras que actualmente hay en el mercado:

- Maquinillas eléctricas con un diseño similar a las tradicionales, pero que, gracias a su funcionamiento eléctrico, consiguen un mejor apurado en menos tiempo. Este tipo de modelos no ofrecen un apurado extremo, pero a cambio son más respetuosos con la piel y pueden emplearse con cualquier largo de barba.

- Afeitadoras con cabezales redondeados, ideales para que el rostro quede suave y la barba apurada. Al contrario que los modelos anteriores, son adecuadas para personas que se afeitan a diario o cada dos días, ya que sus resultados con barbas más largas no son positivos.

- Y máquinas multiusos que, gracias a su capacidad para intercambiar cabezales, además de para afeitarse, sirven también para recortar la barba a distintas longitudes e, incluso, para cortar el cabello.

Así los hemos probado

Para poder realizar las pruebas de este tipo de productos, le hemos dejado cada uno de los modelos a un hombre de nuestro entorno, buscando que tuvieran características de barba y hábitos de afeitado similares. Además, todos partían de utilizar cuchillas de afeitar clásicas. Tras un mes de prueba, han completado un cuestionario que ha permitido valorar su funcionamiento en el día a día. Así, han respondido a preguntas relacionadas con sus sensaciones al utilizarla, lo que más y menos les ha gustado, los resultados, etcétera. Con base en ello, estos han sido los criterios de valoración:

- Diseño: En lo que a ergonomía y comodidad de uso se refiere. También se ha valorado su calidad de construcción y su sensación de durabilidad.

- Resultados: Si se acercan a lo prometido, cuántas pasadas son necesarias o si irritan el rostro.

- Accesorios: En caso de que incorporen distintos cabezales o accesorios para adaptar el afeitado a los diferentes gustos y preferencias.

- Presencia de batería interna: Hay modelos que funcionan exclusivamente enchufados a la corriente y otros que cuentan con pequeñas baterías internas que permiten su uso sin cables.

- Otros: Algunos aspectos adicionales, como si el pack incluye fundas para guardarlas, si son resistentes al agua y pueden utilizarse bajo la ducha, con espumas o jabones.

Tras las pruebas, el modelo ganador ha resultado ser la propuesta de la Babyliss E876E, con un cabezal pivotante y un conjunto de cuchillas que se adaptan al contorno del rostro y ofrecen un buen apurado en pocas pasadas sin irritar, así como la posibilidad de recortar barbas hasta en 48 configuraciones diferentes.

1. Babyliss E876E: nuestra elección

Las mejores afeitadoras eléctricas para cuidar la barba

Ficha Técnica

Tecnología: w-tech en forma de w para capturar total del vello; cuchilla fija de acero inoxidable

Cabezal: pivotante 33º; guía de corte motorizado con 48 posiciones; dos guías de 0,4 a 5 mm y de 5,4 a 10 mm

Carga: con y sin cable

Autonomía: 40 min.; función carga rápida (5 min. de carga, 3 min. de uso)

Función: memoria

Pilas: 1AA

Dimensiones: 9 x 19,6 x 23,5 cm

Pantalla LED: indica batería y precisión

Su característica más destacada son sus cuchillas: combina una fija con otra móvil, ambas con forma de W y afilado 3D, que se deslizan suavemente por el rostro y logran un apurado muy positivo en pocas pasadas. El cabezal, además, pivota sobre sí mismo 33 grados para adaptarse a las curvas de la mandíbula y el cuello.

En el caso en el que no se desee eliminar por completo el vello, sino que se prefiera recortarlo, cuenta con dos guías de corte, una de 0,4 a 5 mm y otra de 5,4 a 10 mm, que consiguen hasta 48 posiciones distintas. Es muy interesante que tiene una función de memoria, capaz de recordar la configuración de la última vez que se usó para afeitarse y coloca las cuchillas y la precisión en la misma posición. Esta característica no la hemos visto en ningún otro modelo de la comparativa.

Aunque no es resistente al agua, sí puede lavarse (las cuchillas) bajo el grifo. Por otro lado, posee una pequeña pantalla LED que indica tanto la batería restante como la precisión seleccionada, y puede utilizarse tanto con cable como de manera inalámbrica gracias a su batería. En este último caso, ofrece unos 40 minutos de autonomía y una función de carga rápida que consigue cinco minutos de uso con tres minutos enchufada a la corriente.

Lo mejor: Es versátil y cumple su función de forma adecuada.

Lo peor: No es resistente al agua.

Conclusión: Se desliza muy suavemente por el rostro, se adapta a las curvas de la cara y ofrece un buen apurado en pocas pasadas.

Compra por 71,34€ en Amazon

2. Rowenta Forever Sharp Wet and Dry TN6030F4

Las mejores afeitadoras eléctricas para cuidar la barba

Las cuchillas de acero inoxidable y de doble filo de esta propuesta se afilan automáticamente durante el uso, por lo que no es necesario sustituirlas. En general, podemos afirmar que la relación calidad-precio de esta máquina es estupenda, ya que consigue afeitar barbas de cualquier longitud en muy pocas pasadas y tanto en seco como sólo con agua o espuma.

Gracias a sus accesorios, permite tanto rasurar —aunque no tan apurado como una cuchilla tradicional y, por lo tanto, también con menos irritación— como perfilar y cortar. Viene con cinco peines (1-2-3-5-6 mm), que se adaptan a distintas longitudes de barba y se deslizan con suavidad por el pelo, y con un neceser de viaje rígido que protege la máquina de los golpes.

Su diseño es sólido y atractivo y, aunque no cuenta con pantalla, sí posee un indicador de batería baja. Funciona tanto conectada a la corriente como de manera inalámbrica, gracias a una batería interna con cerca de dos horas de autonomía que se traducen en hasta un mes sin tener que recargarla, el equivalente a unos 20 afeitados. Cuenta, además, con una función de carga rápida. Por último, cabe destacar que es resistente al agua.

Compra por 54,99€ en Amazon

3. Philips S5630

Las mejores afeitadoras eléctricas para cuidar la barba

Se trata de una afeitadora con cabezal de perfil redondeado que ofrece un afeitado apurado gracias a su sistema de cuchillas, que se deslizan suavemente por la piel sin irritarla. En concreto, estos cabezales se mueven en cinco direcciones y se adaptan a todas las curvas del rostro, incluso las del cuello y la línea de la mandíbula. Lo cierto es que, para notar los mejores resultados, es necesario dar varias pasadas por cada zona del rostro, aunque se agradece la posibilidad de activar un modo Turbo, que aumenta la potencia el 20% y facilita la tarea en las partes con barba más densa. Además, admite tanto el afeitado en húmedo —con gel o espuma— como en seco y es bastante silenciosa.

Su construcción es adecuada a su precio, y nos ha gustado especialmente la presencia de una pequeña pantalla en la que podemos ver el nivel de batería —cuenta con tres diferentes—, pero que también informa cuando es necesario iniciar la limpieza o sustituir el cabezal. Funciona gracias a una batería interna que ofrece aproximadamente una hora de autonomía; una cifra suficiente para entre 10 y 12 usos cuando se emplea a diario. Es importante estar pendiente de la carga restante, ya que es imposible utilizarla enchufada a la corriente. En los casos en los que se olvide, eso sí, consigue energía suficiente para un afeitado cuando se carga durante 5-10 minutos —el tiempo total de carga es una hora—. Por último, cabe mencionar que incluye un recortador de precisión para nariz y orejas.

Compra por 75€ en Amazon

4. Remington PR1270

Las mejores afeitadoras eléctricas para cuidar la barba

Con un diseño que se adapta muy bien al contorno de la mano, en el que destacan unas zonas gomosas en los laterales que mejoran el agarre, esta afeitadora cuenta con tres cabezales rotatorios bastante flexibles y que se adaptan bien al contorno del rostro. Como el resto de modelos en este rango de precios —gama media-baja—, es necesario dar varias pasadas para conseguir el máximo apurado. Su único accesorio de corte es un recortador de patillas que viene escondido en su interior. En el paquete también incluye una tapa para proteger el cabezal y un cepillo de limpieza.

Una vez conectada a la red eléctrica, tarda bastante en llenar su batería por completo: unas cuatro horas. A cambio, ofrece 50 minutos de autonomía. No cuenta con pantalla, por lo que la única forma de saber cuánto resta es fijarse en un pequeño indicador LED que informa de esta circunstancia. En este caso, puede usarse mientras se recarga. Y aunque no es resistente al agua, sí puede lavarse bajo el grifo para eliminar los restos de pelo.

Compra por 112,67€ en Amazon

5. Mondial Multi Grooming 6

Las mejores afeitadoras eléctricas para cuidar la barba

Este modelo de Mondial está especialmente recomendado para alguien que busque una afeitadora multiusos, es decir, que vaya a afeitarse, pero también vaya a cuidar y recortarse la barba e, incluso, vaya a emplearla para el cabello. De hecho, la recomendaríamos más bien a alguien que se vaya a afeitar por completo de forma esporádica.

En concreto, cuenta con cuatro cabezales intercambiables, adaptados a todos estos usos —también para las patillas—, y con cuatro guías de corte para distintas longitudes. Sus cuchillas son de acero inoxidable y están muy bien afiladas, ya que demuestran una solvencia total a la hora de recortar el cabello y la barba. Sin embargo, por el tipo de afeitadora que es, cuesta algo más que con otros modelos participantes de esta comparativa lograr resultados apurados en el afeitado.

Funciona sin necesidad de enchufarse a la corriente eléctrica, gracias a una batería interna recargable que ofrece una amplia autonomía —algo más de hora y media— y viene con una base para poder situarla en vertical y guardarla junto con todos los accesorios.

Compra por 25,23€ en Amazon

¿Por qué debes confiar en mí?

Soy periodista con más de 10 años de experiencia en el sector tecnológico. Durante este tiempo, he elaborado reportajes, artículos y todo tipo de contenidos relacionados con los más variados aspectos relacionados con la tecnología. Además, durante los últimos años me he especializado en el análisis de productos para distintos medios —incluido EL PAÍS—, lo que me ha llevado a probar cientos de ellos, de todo tipo y gama: desde los smartphones más económicos hasta los más punteros, ordenadores, sistemas de sonido o televisores. También todo tipo de pequeños electrodomésticos y de gama blanca y cuidado personal.

*Todos los precios de compra incluidos en este artículo están actualizados a 28 de diciembre de 2019.

Suscríbete a la newsletter de El PAÍS Escaparate.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información