Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

En Casariche, decenas de vecinos intentaron linchar a unos ladrones a los que habían sorprendido cuando, presuntamente, se disponían a cometer un robo en una vivienda de la localidad. La Guardia Civil impidió el linchamiento y se enviaron refuerzos al pueblo para rebajar la tensión. De entre todos los factores a analizar, el primero está circunscrito al porqué de esa reacción tan agresiva de la ciudadanía, que puede estar relacionada con la percepción de impunidad con la que actúan los delincuentes; sea, o no, verdad. Y, en segundo lugar, el peligro de tomarse la justicia por su mano. Estas actitudes colectivas suelen quedar impunes. En los últimos tiempos hemos visto incluso grupos de ¿ciudadanos? atacando y pateando vehículos de las fuerzas del orden cuando trasladaban a presuntos culpables. Actitudes que también quedan impunes. ¡Cuidado!

José M. Lorente Hernandis

Valencia

Puedes seguir EL PAÍS Opinión en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >