Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

15 de noviembre: día mundial sin alcohol

Este tipo de celebraciones constituye un elemento de reflexión para sociedades como la nuestra, donde el consumo de alcohol forma parte sustancial de la cultura, es un pilar de la economía, pero también genera importantes problemas de salud. Sin embargo, me gustaría dirigir la atención de los lectores sobre los verdaderos héroes de este día: las 55.000 personas adictas al alcohol de este país —y sus familias— que diariamente acuden a los grupos de ayuda mutua. Múltiples estudios de investigación han demostrado que, en colaboración con el sistema sanitario, la función de estos grupos es primordial para la recuperación de pacientes y familiares, suponen un ahorro para el sistema sanitario y, hoy en día, constituyen el principal pilar —junto a los profesionales de Atención primaria— para la continuidad de cuidados de una enfermedad crónica como es el alcoholismo.

Gabriel Rubio Valladolid. Madrid

Puedes seguir EL PAÍS Opinión en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >