Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Al futbolista Jesé, las madres de sus hijos le sacan los colores en las redes sociales

Sus dos exparejas utilizan Internet para denunciar la falta de atención del jugador del Stoke City respecto a los hijos que tiene con ellas

Aurah Ruiz en la presentación de su pareja, el futbolista Jesé Rodríguez, como jugador del Paris Saint-Germain's, en agosto de 2016. En vídeo, las críticas de Ruiz a Jesé en Instagram, el pasado mes de noviembre.

Jesé Rodríguez parecía tener un futuro de estrella en el mundo del fútbol cuando debutó en diciembre de 2011 en el Real Madrid con solo 18 años y pasó en la temporada 2013-14 a formar parte de la primera plantilla del club donde se había formado desde su cantera. En agosto de 2016 el París Saint-Germain pagó 25 millones por su traspaso y a partir de ahí las cosas se empezaron a torcer. En junio de 2017 fue cedido por el club francés a la Unión Deportiva Las Palmas y después al Stoke City, un equipo menor de la liga inglesa, en el que permanece actualmente.

A finales de 2014 y siendo jugador del Real Madrid también pensó que la música le depararía grandes cosas en el futuro y llegó a comunicar a través de su cuenta de Twitter que acababa su etapa en Big Flow, un grupo de reggeton, y que “en 2015 habrá temas míos como solista y colaborando con grandes productores y artistas. Mi nombre musical será Jey M”.

A esta anunciada aventura musical tampoco se le conoce recorrido y su vida sentimental parece ir en paralelo a lo que está ocurriendo con su trayectoria profesional en los últimos años. Aventuras variadas y dos relaciones más o menos estables primero con Melody Santana, con quien tiene dos hijos, y después con Aurah Ruiz, extronista del programa Mujeres, hombres y viceversa, con quien tiene otro niño. Ambas se han apuntado a la moda de dirimir los problemas de sus respectivas separaciones y la actitud de Jesé respecto a sus hijos en las redes sociales, la nueva plataforma de los famosos para comunicar los éxitos, fracasos, dimes y diretes.

Actualmente el enfrentamiento es entre Aurah Ruiz, su última pareja, y el futbolista. Ella abrió la veda colgando un stories en su Instagram el que le recriminaba su actitud respecto a su hijo común, Nylan, ingresado en un hospital desde su nacimiento prematuro, hace casi ocho meses, a causa de una enfermedad de la que sus padres no han facilitado más detalles. En ese vídeo efímero Ruiz le recriminaba su actitud hacia ella y el niño: “Tú de cena por ahí con tus amiguitos, porque estar con tus amiguitos y el reggaetuning es mejor que estar con él. Dile al Stoke City que no te dé días libres, porque para que te dé días y te vengas con tus amigos no procede”. La extronista le recriminaba que llevara mes y medio sin visitar a su hijo y le advertía de que no dejaría de hacer directos para que todo el mundo supiera quién es él realmente.

La confirmación de la separación de la pareja también llegó por un comunicado a través de Twitter. Esta vez era Jesé el que firmaba la misiva en la que informaba que daba por terminada su relación con Aurah desde el pasado 27 de enero y pedía respeto por el delicado estado de salud de su hijo Nylan.

La contestación no se hizo esperar y Aurah Ruiz lo hizo por la misma vía: “No pidas que me respeten a mí y a tu hijo cuando eres el primero que nos ha faltado el respeto al mandar a tu representante escribir un comunicado”. Y los reproches continuaron en un tono que no deja en demasiado buen lugar al jugador: “Nos fallaste en el peor momento de nuestras vidas. Tenías mil maneras de desentenderte, pero nunca haciendo un comunicado vía Twitter”; “Es fácil haberte ido y lo difícil es estar”; “Ha abandonado a mi hijo, está haciendo de esto un reality show público”.

Una triste situación familiar que ya tuvo un antecedente en las redes sociales y por parecido sentido con la anterior pareja del futbolista, Melody Santana, la madre de sus dos hijos mayores. Ella recurrió a Instagram para informar a Jesé Rodríguez de que era padre por segunda vez y lo hizo publicando una fotografía del bebé y etiquetando en ella al jugador. El motivo: aunque tenían otro hijo en común, Santana no tenía ni el nuevo teléfono del jugador, según manifestó en su día y consideraba que era una forma de hacer público cómo se desentendía el deportista de su familia.

Santana llegó a reconocer que Jesé había solicitado pruebas de paternidad que garantizaran que los dos niños eran suyos. Pruebas que debieron resultar positivas a juzgar por las imágenes que él cuelga con sus hijos mayores en Internet y los cariñosos comentarios que les dedica. Todo un ejemplo de dirimir los problemas en tiempos de Internet, dicho sea con toda la ironía que permiten casos tan delicados en los que se encuentran implicados menores de edad.