Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Desertización

Hay más de 2.000 pueblos en España sin un solo habitante, los hemos ido abandonando ante la falta de oportunidades de los más jóvenes, tanto de estudios como de trabajo. Deberíamos aprender de lo que ha ocurrido y dejar que la gente repueble las aldeas y los pueblos. Los cultivos ecológicos y la cría de animales en granjas están en alza. Se han perdido muchos trabajos artesanales (herreros, alfareros...). Deberíamos esforzarnos todos en que la gente estuviera interesada en volver; serían necesarias ayudas desde los Ayuntamientos y del Estado.— Cristina Cuéllar. Alcorcón (Madrid).

Puedes seguir EL PAÍS Opinión en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.