Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Nadie se salva en el Instagram de Maradona

El astro del fútbol se estrena en la red social y en 24 horas arremete contra Macri, Trump, la presentadora Mirtha Legrand, alaba a Maduro y da nombres para su delantera ideal

Maradona
El futbolista argentino Diego Armando Maradona, en una imagen de 2015. Cordon Press

Cuenta la historia que el 20 de octubre de 1976 un juvenil de cabello enrulado de apenas 15 años saltó al campo de juego de Argentinos Juniors con el número 16 en su espalda. En la primera pelota que tocó, dibujó un túnel entre las piernas de Cabrera, un aguerrido mediocampista de Talleres de Córdoba. Apenas 7.000 personas vieron el debut profesional de Diego Armando Maradona, quien a la postre se convertiría en el mejor futbolista del planeta. El pasado sábado, D10S –como algunos le llaman en Argentina– volvió a debutar, esta vez en la red social Instagram y, en menos de 48 horas, sumó más de 125.000 seguidores que obtuvieron aquello que fueron a buscar. Y con creces.

La verborrea de Maradona siempre ha sido un arma de doble filo para su imagen pública. Instagram, con sus stories, sin embargo, ofrece la oportunidad de disparar sin piedad a quien quiera en mensajes que se borran a las 24 horas. Maradona no titubeó en cargar contra todos.

La primera de sus víctimas fue la legendaria presentadora de televisión Mirtha Legrand, quien resultó golpeada de rebote. En un Instagram Storie, Maradona fue cuestionado por las fotos que se sacó en el pasado junto al exdictador Jorge Videla y el expresidente Carlos Menem. "Videla tomaba whisky con Mirtha Legrand, conmigo no tomaba whisky. A mí me hizo rapar el pelo hermoso que tenía, con todos rulos, y me llevó a la colimba (servicio militar obligatorio). No me la hizo zafar", dijo sobre su vínculo con quien fuera presidente de facto durante la última dictadura militar. "Debería hacer un programa con los chicos desaparecidos y sería un buen adiós a esta tierra", le recomendó Maradona a la diva. Sobre Menem, dijo que puede tener con él algunas "contradicciones". "Lo de Menem fue porque le mataron al hijo, acuérdense de que él estaba en contra de la Selección y el que lo salió a torear fui yo".

Maradona, en una de las primeras imágenes publicadas en su Instagram.
Maradona, en una de las primeras imágenes publicadas en su Instagram.

Quien salió en defensa de Mirtha fue su hija Marcela Tinayre, muy enfadada: "Siempre digo que no hablo de mi familia pero cuando la atacan… Me parece que (Diego) es un desequilibrado". "Mamá me decía 'nunca en mi vida probé el whisky y a Videla no lo conocí jamás", explicó Tinayre en su programa de radio, en el que calificó a Maradona de "incoherente" que "ha hecho de su vida un vómito". "No le doy espacio. Chau Maradona", añadió.

La catarata de publicaciones de Maradona no se detuvo durante el fin de semana, al punto que realizó 48 posts y hasta una transmisión en vivo en las primeras 24 horas de su perfil. En ellos defendió al presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, de quien dijo: "Viva Maduro. Trump está más sucio que una papa". También subió una foto junto a la expresidenta Cristina Fernández de Kirchner, aunque después la eliminó.

Sobre Kirchner dijo: "Podemos discutir y hablar por una Argentina mejor. Sabemos que la Argentina mejor no es la actual, como tampoco fue la Argentina que pasó. Me dicen cómo se hizo multimillonaria la presidenta, pero por qué también no dicen que Elisa Carrió (una diputada oficialista) denunció a 90 tipos que se enriquecieron y no hay preso ninguno".

"Fumando un habano en casa", ha escrito Maradona junto a esta foto.

"Yo no me peleo con nadie, digo las cosas que siento", argumentó Maradona. "Creo y veo que este presidente (por Mauricio Macri) se creyó que estaba en Boca y está en Argentina, que es mucho más grande", y aprovechó para fustigar a un amigo del líder de Cambiemos, Daniel Angelici, su sucesor al frente del club de fútbol que apasiona a Maradona: "Si Angelici es Macri, yo lo toreo como toreo a Macri".

Finalmente, volvió a arremeter contra el ahora delantero de la selección argentina, Mauro Icardi, a quien considera un "traidor", por contraer matrimonio con la modelo Wanda Nara, exesposa del futbolista Maxi López. Maradona se metió en la polémica acerca de los delanteros que tienen que jugar con la albiceleste y fue al hueso: "Me gusta Benedetto. También me gusta Alario, para los de River. Alario y Benedetto son cinco Icardis".