Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

La vida de Manolo Blahnik se convierte en película

'El chaval que hizo zapatos para lagartijas' se estrena el próximo septiembre y ya está listo el tráiler en el que participan muchos famosos

El próximo septiembre se estrenará finalmente el documental Manolo: The Boy Who Made Shoes for Lizards dedicado a la trayectoria profesional del zapatero de las estrellas Manolo Blahnik. Dirigido por su colega, el editor de moda Michael Roberts, ofrece un retrato íntimo del personaje a través de una larga lista de célebres testimonios. Naomi Campbell dice de él en el tráiler que es “el rey de los zapatos”, y el famoso editor André Leon Talley exclama que es un “poeta”, comparándolo nada más y nada menos que con Baudelarie. Añade más pinceladas la editora jefe de Vogue América, Anna Wintour, fiel durante más de 20 años al modelo AW que lleva su nombre y que Blahnik diseñó especialmente para ella. Tampoco faltan las declaraciones de Candace Bushnell, autora del libro Sex and the City que inspiró la famosa serie y que popularizó los manolos hasta límites insospechados. Opinan también la cantante Rihanna, el diseñador John Galliano, el fotógrafo David Bailey, la modelo Penelope Tree, la cineasta Sofia Coppola y por su puesto, el propio Blahnik.

Explosivo y discreto a partes iguales, Blahnik confesaba a Vogue a principios de 2016, al anunciarse el filme, que él no quería convertirse en una persona famosa. O al menos, lo que se entiende como alguien célebre hoy en día. Por eso aceptó protagonizar el documental con una sola condición: “Dejar que la gente hable de mí para que de este modo aparezca yo menos tiempo en la pantalla”, explica el zapatero. Aunque, como era de esperar, el divertido Blahnik copa el protagonismo en un documental que repasa su biografía desde su infancia en su tierra natal Las Islas Canarias hasta el día de hoy. De hecho, el exótico título: “Manolo: el chaval que hizo zapatos para lagartijas”, tiene que ver con los primeros zapatos que hizo cuando era niño.“El título es bastante romántico, pero también realista, porque cuando era un crío solía diseñar cosas y mis víctimas eran lagartijas que cogía mientras tomaban el sol, o mi perrito, que de hecho era mi víctima número uno. Solía hacerles pequeños zapatos y cosas por el estilo”, relataba a la revista.

Aunque en sus inicios en Londres coqueteó con la fotografía y el diseño escénico, un encuentro con Diana Vreeland a principios de los setenta cambió para siempre su vida. La entonces editora jefe de Vogue América le animó a que se concentrara en los zapatos. Desde entonces sus delicados escarpines, a los que da vida con gestuales y expresivos bocetos, se han convertido en piezas de coleccionista. “Habiendo conocido a Manolo durante más de cuarenta y cinco años, puedo declarar que se trata de un intelectual multifacético y romántico cuya cautivadora personalidad y trabajo ingenioso están hechos para el cine de entretenimiento”, declaró Roberts, el director, cuando se presentó el documental. Robert, además de haber trabajado para Tatler, el Vogue inglés y Vanity Fair, entre otros, fue el director de arte y editor del preciado libro Grace, Thirty Years of Fashion at Vogue, de Grace Coddington, así como coautor de las memorias de la editora.

El esperado documental será el broche de oro al 45 cumpleaños de la firma, que empezó a festejar a principios de año con una exposición en Milán. A través de la selección de 212 pares de zapatos, Manolo Blahnik. The Art of Shoes ofrecía un recorrido por la carrera del diseñador.

Más información