Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Una web para propagar el espíritu solidario

7 Billion Wall es una plataforma web solidaria capaz de generar donaciones en cadena

Tu donación puede contribuir a que una ONG pueda desarrollar esos proyectos que ayudan a mejorar la vida de millones de personas, y animales, por todo el mundo. Si, además, hace que tus amigos y conocidos se animen a colaborar, el fenómeno adquiere otra dimensión. Dos estudiantes de Esade Barcelona, Nelson Vercher y Jules de Meeûs, español de 23 años y belga de 21, afincados en España, han creado 7 Billion Wall, una comunidad virtual para personas solidarias que multiplica el impacto de sus donaciones. Si donas cinco dólares pueden transformarse en cientos de miles. Para lograrlo han creado una web en la que los usuarios realizan una donación y recomienda a tres amigos para que participen. Cada uno de ellos, a su vez, puede recomendar a otros tres. "Así el donativo crece exponencialmente", explica Nelson Vercher.

Uno de los atractivos es el carácter social de 7 Billion Wall. Todos los donantes figuran en un muro virtual con la fotografía que utilizan en las redes sociales (Facebook o Twitter). De esta forma, pasan a formar parte de un club en el que su rostro aparece junto a los de sus deportistas o artistas favoritos, ya que también pueden participar personalidades públicas y empresas. "Queremos que sea un símbolo para unir a todo el mundo, por eso hemos resaltado en el nombre el número de habitantes del planeta”, apunta Vercher.

7 Billion Wall

Una web para propagar el espíritu solidario

Fundador: Nelson Vercher, de 23 años,  y Jules de Meeûs, de 21 años.

Estado: En desarrollo.

Localización: Barcelona.

Ámbito: Acción social.

Idea: Red social y aplicación web.

El usuario se registra con su cuenta de Facebook o de Twitter, elige una de las nueve causas disponibles, dona cinco dólares (las donaciones se registran en dólares) mediante pago digital y su imagen de perfil será visible en el muro de donantes.

Sus creadores confían en el fenómeno de la viralidad. “El ice bucket challenge, la iniciativa que retaba a famosos y otros usuarios de redes sociales a grabar un vídeo en el que se empapaban con un cubo de agua helada y nominar a otras personas a que lo hicieran, recaudó más de 200 millones de dólares. Nosotros también apelamos a ese método”, apunta Vercher.

Cada usuario recomienda a tres amigos. Estos pasarán a formar parte de la comunidad una vez que se registren y hagan su donativo. "Cada persona puede comprobar cuánto está recaudando gracias a los amigos que ha nominado, que a su vez han nominado a otros", continúa este estudiante con experiencia en banca de inversión.

Famosos y empresas también pueden participar. Para hacerlo deben usar su cuenta verificada de Twitter y donar 100 dólares, en el caso de las personalidades públicas y 1.000 dólares en el de las empresas. Aparecerán en el muro con un tamaño mayor que los usuarios anónimos.

Las nueve causas solidarias condensan buena parte de los 20 Objetivos del Milenio que enunció Naciones Unidas en 2016: Protección de los animales, del medio ambiente, paliar el hambre en el mundo, proporcionar educación, contribuir al desarrollo económico, luchar por la igualdad de géneros, colaborar en proyectos relacionados con la salud, facilitar el acceso al agua y dar respuesta a las emergencias. Greenpeace, WWF y Books For África son tres de las nueve ONG a las que se destinará el dinero obtenido. Las otras seis no han sido concretadas aún.

La web cuenta con filtros para realizar búsquedas. "Puedes elegir ver solo celebridades, los usuarios de tu país, a los defensores de los animales, por ejemplo, así puedes saber qué impacto está teniendo cada uno de los usuarios y qué mensaje quieren mandar al mundo", añade.

El proyecto, sin ánimo de lucro y aún en desarrollo, está avalado por varias rondas de entrevistas con personas de su entorno y una jornada en el Esade Entrepeneurship, donde los alumnos exponen en tres minutos sus proyectos ante estudiantes de MBA, profesores e inversores. “El feedback fue muy bueno”.

Sus creadores quieren que el proyecto dure un año. "La página permitiría los registros únicamente durante un año. Nuestro objetivo es generar una sensación de urgencia y que no se postergue la donación", completa.

Más información