Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Un gran tiburón blanco salta dentro del barco de un pescador en Australia

El hombre, de 73 años, resulta herido en un brazo y considera que lo sucedido "no es una gran historia, es sólo una cosa mundana"

El tiburón blanco de 2,7 metros, en el barco del pescador Terry Selwood.
El tiburón blanco de 2,7 metros, en el barco del pescador Terry Selwood. AFP

Un hombre de 73 años estaba pescando en la costa este de Australia cuando un enorme tiburón saltó dentro su barco. El escualo, un ejemplar de tiburón blanco de 2,7 metros, no le mordió pero si le hirió en un brazo, según ha contado el pescador, Terry Selwood, a la cadena de televisión ABC de su país. A pesar de que Selwood, que lleva más de 60 años pescando, confiesa que jamás había visto nada semejante, le ha restado importancia. "Realmente no es una gran historia, es sólo una cosa mundana que me acaba de suceder y que voy a recordar. Pero estoy bien y ahora voy a reparar el daño que hizo a mi barco", ha declarado.

Los hechos ocurrieron el sábado pasado frente a las costas de Evans Head, en el norte del Estado de Nueva Gales del Sur. Selwood ha explicado que estaba pescando en alta mar cuando, de repente, se vio sorprendido por "algo que llegó al barco por la parte superior del motor". Ese algo era un tiburón de 2,7 metros y unos 200 kilos de peso, que cayó en su barca de 4,5 metros de eslora y 1,4 metros de manga y se vio encajonado. 

"La aleta pectoral del tiburón me golpeó en el antebrazo, me tiró al suelo y caí a cuatro patas", según ha declarado a la ABC el sábado. Según el pescador, el animal empezó a moverse sin parar mientras que él iba perdiendo mucha sangre y estaba aturdido por el impacto. "Allí estaba yo a cuatro patas y él me miraba y yo le miraba y empezó a revolverse", ha continuado Selwood, que no pudo alcanzar su arma.  "Oh, Dios mío, tengo que salir de aquí", recuerda que pensó.

Al final, logró contactar por radio con los voluntarios de rescate marino de Evans Head, que acudieron en su auxilio y lo llevaron a la costa en otro barco, además de recuperar la barca del pescador con el tiburón dentro.

La policía de Nueva Gales fue alertada del ataque del tiburón y acudieron al lugar. Selwood fue tratado de la herida en la orilla y trasladado después en ambulancia al hospital de Lismore, mientras el Departamento de Industrias Primarias retiraba el tiburón del barco con una carretilla elevadora y lo llevaba a sus oficinas para hacerle la autopsia y confirmar su edad y género.

El pescador no entiende qué fue lo que pudo atraer al tiburón: "Yo estaba usando pequeños trozos de sardina para pescar besugos en el fondo del océano, en línea recta bajo el barco, no por la parte de atrás de donde vino el tiburón". "Por alguna razón desconocida, se lanzó fuera del agua y cayó en mi barco". A pesar de este terrorífico encuentro, Selwood está deseando volver al mar. "No me disuadirá de pescar, de ninguna manera".

Más información