Cartas al director
i

Autorrescate europeo

Recientemente se anunció a bombo y platillo el tercer rescate a Grecia por un importe superior a 80.000 millones de euros.

Del importe total, se ha autorizado un primer desembolso de 26.000 millones de euros, de los cuales unos 20.000 millones irán destinados a pagar vencimientos de deudas de sus acreedores europeos y a destinar fondos para el rescate de bancos griegos. En definitiva, rescatamos a los griegos para rescatarnos los acreedores. Este círculo vicioso nunca servirá para que Grecia se recupere, y mientras no se destinen fondos para mejorar su economía productiva este país no será capaz de salir a flote. Dar créditos a un deudor para que pague los créditos vencidos del mismo acreedor nunca ha servido para resolver el problema de ninguno de los dos.— Rafael Martin Carlosena.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50