Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

¿Es usted ‘meteorosensible’?

¿Le hace daño aquel brazo que se rompió de pequeño?, ¿tiene molestias en la cicatriz de la operación que le hicieron hace años?

Una mujer, junto a varias tabletas de analgésicos.
Una mujer, junto a varias tabletas de analgésicos.

¿Le hace daño aquel brazo que se rompió de pequeño?, ¿tiene molestias en la cicatriz de la operación que le hicieron hace años?, ¿tiene migraña y dolor de cabeza en días de fuerte viento, o dolores articulares en cambios bruscos de presión atmosférica? Si responde a alguna de estas preguntas, o tiene otras molestias que se presentan antes de un cambio de tiempo, o cuando este ya ha llegado, se puede considerar una persona meteorosensible. Más de la mitad de población mundial es meteorosensible; es decir, que su organismo se resiente antes o durante los cambios de tiempo. De hecho, las condiciones atmosféricas que más nos trastornan son aquellas que se alejan de los umbrales climáticos a los que estamos acostumbrados.

Los científicos han establecido de qué manera nos afectan los cambios en el tiempo, y el resultado es sorprendente. Por ejemplo, los cambios bruscos de temperatura y presión se asocian a migrañas, variaciones en la glucemia, crisis epilépticas o insuficiencias respiratorias. El 80% de las enfermedades cardiovasculares se dan cuando hay fuertes variaciones de la presión atmosférica. Los infartos son más frecuentes al final del otoño, cuando la presión atmosférica es baja, y la humedad, inferior al 60%. En cambio, son menos frecuentes en tiempo cálido, seco y estable. La lluvia y la humedad generan mayor ansiedad y provocan dolores reumáticos y asma, y los vientos secos pueden estar relacionados con el dolor de cabeza y también con el aumento de los accidentes de tráfico, puesto que pueden alterar nuestra conducta (el foëhn suizo puede ser eximente en un juicio por asesinato). Además, los periodos largos con abundante nubosidad y falta de luz solar pueden originar depresión.

Más información