La acosadora de Alec Baldwin, a la cárcel durante seis meses

La actriz canadiense Geneviève Sabourin ha sido declarada culpable de acoso y desacato En el juicio se hicieron públicos los delirantes correos que le enviaba al actor

Genevieve Sabourin, a la salida del tribunal de Manhattan.
Genevieve Sabourin, a la salida del tribunal de Manhattan.STAN HONDA (AFP)

Después de un accidentado juicio en el que fue condenada a 30 días de cárcel por desacato al juez, la acosadora de Alec Baldwin, Geneviève Sabourin, ha sido también declarada culpable de los cargos que el actor presentó contra ella y sentenciada a otros seis meses de cárcel.

Según indicaron varios medios locales, la publicista canadiense y aspirante a actriz lloró al conocer la sentencia del juez Robert Mandelbaum del Tribunal Criminal de Manhattan, que la declaraba culpable de acoso y desacato, entre otros cargos.

"No tiene derecho a mantener la comunicación o estar con un contacto que sabe que no es deseado ni bienvenido", le dijo el juez a Sabourin, que sigue defendiendo su inocencia y que ha protagonizado un accidentado litigio debido a sus continuas interrupciones a los testimonios y al juez.

"No puedo escuchar a los abogados. No puedo oír a nadie hablar. Ya le he hecho repetidas advertencias y ha hecho que sea imposible que continúe el juicio y que los procedimientos se hagan de manera apropiada", le aseguró ayer visiblemente irritado el juez Mandelbaum a Sabourin.

La acusada fue detenida el año pasado después de presentarse en el apartamento de Baldwin de Nueva York y asegura haber tenido una relación amorosa con el protagonista de la popular serie 30 Rock y películas como La caza del Octubre Rojo.

Su arresto en abril de 2012 fue la culminación de un comportamiento acosador a través de correos electrónicos y mensajes en los que aseguraba que estaba enamorada de él, que quería tener un hijo suyo y que necesitaba dinero.

Baldwin y Sabourin coincidieron por primera vez en 2002, durante el rodaje de la película Las aventuras de Pluto Nash, en la que el actor hacía un cameo durante una de las secuencias. Años más tarde volvieron a verse en una cena organizada por el productor Martin Bregman.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS