Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Cuando la voluntad política va más deprisa que la capacidad técnica

Cuando la voluntad política va más deprisa que la capacidad técnica

Tercera entrada de la serie de seguimiento del G-20 escrita por María Villanueva (@mvsegipoz) que es parte del equipo de campañas deIntermon Oxfam. -Todos los días y hasta el final de la cumbre-.

De este G20 es destacable el éxito en el apoyo a las medidas fiscales internacionales propuestas por la OCDE y respaldadas por los líderes mundiales. Las decisiones tomadas (otro tema serán sus plazos de aplicación) han sido eminentemente políticas. Ver que la política está yendo más rápido que la técnica hoy en día no deja de sorprendernos. Sorprende ver que hay acuerdo entre los 20 jefes de Estado sobre estándares internacionales de información fiscal: procesos, formatos, plazos a pesar de que las multinacionales/grandes riquezas/jurisdicciones no cooperativas se resisten… En realidad nos tienen acostumbrados a lo opuesto, al gobierno económico de las grandes corporaciones y riquezas sustituyendo al que deberían ejercer los Estados.

Pero según datos de Christian Aid los países en desarrollo dejan de ingresar 160.000 millones de dólares por facturación fraudulenta de grandes grupos multinacionales. Según datos de Oxfam Internacional al menos 18.500.000 millones de dólares de riquezas individuales se esconden en paraísos fiscales en todo el mundo, que de poder ser gravados supondrían unos ingresos fiscales de 156.000 millones de dólares. Lo suficiente para pagar dos veces lo que se requiere para que nadie viva en extrema pobreza. La realidad de los ingresos fiscales dista mucho del potencial recaudatorio que según el espíritu de la legalidad vigente tienen los Estados y éstos, de forma consensuada, han decidido poner fin a esta situación.

Es destacable como parte del éxito de estas decisiones políticas ha sido el trabajo conjunto en base a intereses comunes con la sociedad civil (que da la alarma con la cuantificación del problema ya en el 2009) y con los organismos internacionales que trabajan el tema (Naciones Unidas, OCDE, Banco Mundial, Fondo Monetario Internacional, CIAT, ATAF que elaboran un informe conjunto para el G20 en el 2010 con posiciones avanzadas). En el comunicado finalaparecenlos términos intercambio automático de información como estándar internacional, el tratar el tema del beneficiario final como recomienda el FATF, medidas contra la deslocalización de beneficios a jurisdicciones con baja o nula tributación de los mismos y se tiene en cuenta que los países en desarrollo no queden al margen de los beneficios que estos nuevos estándares fiscales pueden proporcionar (si bien en este sentido puede que quede espacio para la mejora).

Y, ¿qué ocurre cuando la política avanza?, que plantea retos por resolver a la sociedad que esperamos puedan solucionarse en el corto plazo. Por ejemplo ¿qué mecanismo se puede articular que incluya los intereses específicos de los países menos adelantados en la mesa de trabajo de definición de las nuevas normas fiscales? Sin resolver esta cuestión la efectividad de las decisiones hoy acordadas puede no tener el impacto necesario; ¿merece la pena plantear una solución alternativa al actual sistema impositivo de las grandes corporaciones como podría ser el “common consolidated corporate tax base” propuesta en la Unión Europea o esta reforma cubre todos los huecos en el entramado de legislaciones nacionales y tratados internacionales que hoy regula la tributación internacional? A pesar de los avances del G20 de ayer y hoy, queda trabajo por hacer para garantizar el éxito en la aplicación de los pasos que se van dando en materia fiscal.

Comentarios

Queda mucho trabajo sí pero leyendo el texto se diría que se ha dado un pasito hacia la esperanza :-)
Gracias por estas excelentes entradas!
Queda mucho trabajo sí pero leyendo el texto se diría que se ha dado un pasito hacia la esperanza :-)
Gracias por estas excelentes entradas!
Queda mucho trabajo sí pero leyendo el texto se diría que se ha dado un pasito hacia la esperanza :-)
Gracias por estas excelentes entradas!