Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Detenido un hombre que voló de Madrid a Berlín para matar al presunto amante de su esposa

El presunto asesino esperó ante la vivienda de un ciudadano alemán que mantenía una "relación de amistad" con su mujer y le apuñaló

Agentes del Grupo VI de la Brigada Judicial de Madrid han detenido en la capital a Teodoro Martínez Esteban, de 47 años, como presunto autor de la muerte de un alemán, Bernard Khöler, que creía que mantenía relaciones sentimentales con su esposa. Para ello, voló a Berlín, mató a la víctima e inmediatamente regresó a Madrid. Todo en 31 horas. Para justificar esta ausencia le dijo a su mujer que iba a hacer un curso laboral de dos días fuera de la ciudad. El presunto autor alquiló un coche con el que se desplazó hasta el domicilio de la víctima, compró un cuchillo en las inmediaciones y después le apuñaló tras esperar durante varias horas frente a la vivienda. La rápida actuación conjunta de las policías española y alemana con el concurso de Interpol permitieron arrestar al responsable, que ha sido trasladado a Alemania para proseguir las investigaciones.

El día 5 de noviembre, un ciudadano alemán fue apuñalado cerca de su domicilio en Berlín, falleciendo poco después. La policía alemana averiguó que la víctima tenía algún tipo de relación con una ciudadana austriaca residente en Madrid. El mismo día del homicidio, los agentes germanos contactaron telefónicamente con ella y le informaron de lo sucedido. Asimismo, le dijeron que había indicios de que su marido podría estar implicado en el crimen ya que había volado a Berlin un día antes.

Rápidamente, la mujer, junto con sus dos hijos menores, se dirigió hasta la comisaria de Getafe (Madrid), donde manifestó el contenido de la llamada que había recibido horas antes. También informó a la policía que su marido le había dicho que tenía un cursillo laboral a las afueras de Madrid los días 4 y 5, por lo que se ausentaría de su domicilio durante esas jornadas. Igualmente, la mujer confirmó que conocía al fallecido, con quien mantenía una relación de amistad por medio del correo electrónico y SMS, y que temía que su marido pudiera haber descubierto los mensajes y hubiera sido víctima de un ataque de celos.

En ese momento, se inició una urgente colaboración entre las policías española y alemana a través de Interpol, ante las sospechas de que su marido pudiera ser el responsable del crimen. Averiguaron que éste había regresado a España el día 5, por lo que condujeron a la mujer y a los dos menores hasta una casa de acogida. Las autoridades judiciales alemanas emitieron una orden europea de detención y entrega que fue trasladada de forma urgente a los agentes españoles. Finalmente, Teodoro Martínez Esteban fue detenido en las inmediaciones de su trabajo, en Tres Cantos (Madrid). Tras ser puesto a disposición judicial, fue trasladado a Alemania donde continúan las investigaciones.

La operación ha sido realizada por agentes del Grupo VI de Homicidios de la Madrid y de la Comisaría de Getafe, que han contado con la colaboración de Interpol y de agentes de la policía alemana. La Dirección General de la Policía resalta la estrecha colaboración policial entre España y Alemania, tras el acuerdo de 2008 que puso en marcha un intercambio permanente de agentes.