Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Reabierta Times Square tras el hallazgo de un paquete sospechoso

La normalidad vuelve a la zona tras descubrir la policía que era una nevera con una botella de agua.- Un atentado frustrado con coche bomba obligó a desalojar la misma plaza neoyorquina el pasado sábado

La policía de Nueva York ha reabierto Times Square una hora después de haber evacuado la zona esta tarde tras localizar un paquete sospechoso que finalmente era una nevera que contenía una botella de agua. El pasado sábado este mismo lugar, en el corazón comercial de Nueva York, fue también desalojado. Entonces la alarma la desató una furgoneta que estaba cargada con explosivos que nunca llegaron a explotar.

Las autoridades no han llegado a ordenar la evacuación de los edificios de la zona, mientras han investigado el contenido de un paquete sospechoso situado a la altura de la calle 46 y que podría tratarse de una fiambrera o de una pequeña nevera portátil colocada frente al hotel Marriott Marquis, según apuntaron medios locales.

Esta misma mañana, según publica la web de The New York Times, la policía neoyorquina ya había acudido a Times Square después de que un vendedor callejero alertara de la presencia de una bolsa abandonada en la calle 45 con la Octava Avenida, a una manzana del centro de la conocida plaza. Agentes especiales de la policía examinaron el paquete y descubrieron que sólo contenía una camisa, calcetines, un cepillo de dientes y varios bolígrafos. Esa falsa alarma fue la séptima a la que se han enfrentado las fuerzas de seguridad de Nueva York desde el fallido atentado del pasado sábado.

La investigación de ese incidente culminó con la detención in extremis de Faisal Shahzad, un paquistaní de 30 años recientemente nacionalizado norteamericano, que estaba ya a bordo del avión de la compañía Emirates para huir a Dubaien el lunes. En los interrogatorios, Shahzad dijo que actuó en solitario, pero la amenaza del terrorismo internacional volvió a ocupar un lugar preferente en la agenda de prioridades del presidente Barack Obama, quien aseguró que Estados Unidos no se dejaría intimidad por Al Qaeda.