Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
El acoso al juez Garzón

El rechazo a los actos de apoyo a Garzón divide al Poder Judicial

El órgano de gobierno de los jueces critica a los cargos públicos que participan en la campaña de solidaridad con el magistrado.

La Comisión Permanente del Consejo General del Poder Judicial difundió el martes un comunicado en el que rechaza los actos de apoyo al juez Baltasar Garzón, que ha provocado la división en el órgano de gobierno de los jueces. La nota expresa "su preocupación y tristeza" por las muestras de apoyo al juez de la Audiencia Nacional que de "forma sistemática" se vienen produciendo y que, a su entender, suponen un ataque a "la actuación jurisdiccional del Tribunal Supremo". Además, se muestra especialmente dolido por el acto, el martes por la mañana, en la Universidad Complutense de Madrid porque en él han participado "personas que han ocupado destacadas responsabilidades en instituciones básicas del Estado", como el ex fiscal jefe anticorrupción Carlos Jiménez Villarejo.

El Poder Judicial, "preocupado y triste" por los "ataques" al Supremo

La nota de la Comisión Permanente ha contado con la abstención de la vocal Almudena Lastra

El instructor de la causa contra Garzón pidió a Margarita Robles el comunicado de apoyo

El Poder Judicial reitera en su comunicado que su papel "nuclear" consiste en la defensa de la independencia judicial y subraya "la ineludible necesidad de respetar la actuación de los órganos judiciales, cuya cúspide ostenta el Tribunal Supremo", donde el juez de la Audiencia Nacional tiene abiertas tres causas, una de ellas por haber investigado los crímenes del franquismo iniciada a raíz de la querellas presentadas por el pseudosindicato ultraderechista Manos Limpias y Falange.

Los jueces admiten que es legítimo criticar las resoluciones judiciales, pero entiende que este tipo de actos producen un "descrédito hacia el propio Estado de Derecho" que "no resulta tolerable".

No obstante, la nota ha sido aprobada por cuatro de los cinco miembros de la permanente y ha contado con la abstención de la vocal Almudena Lastra, quien, según fuentes del propio Consejo, formuló un voto particular en el que señaló que le parecía inoportuno que el órgano de gobierno de los jueces censurara la libertad de expresión de los ciudadanos.

La Comisión Permanente decidió redactar esta queja tras una llamada del magistrado del Tribunal Supremo Luciano Varela, encargado del proceso a Garzón por investigar los crímenes del franquismo, a la vocal Margarita Robles para protestar por las manifestaciones de Jiménez Villarejo.

La comisión permanente está formada por el presidente del Poder Judicial y el Supremo, Carlos Dívar; los vocales Margarita Robles (también magistrada del Supremo), Manuel Almenar, la fiscal Almudena Lastra y el secretario judicial Antonio Dorado. Robles se ha distinguido por su intento de suspender a Garzón desde que Luciano Varela dictó su primer auto imputando al juez, el pasado 3 de febrero.