Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Tres empleados heridos durante un motín en un centro de acogida de menores inmigrantes en Guipúzcoa

Seis personas han sido detenidas a causa de la revuelta en la instalación de Elgeta

Un grupo de menores se ha amotinado esta madrugada en el centro de acogida de inmigrantes de Aixola, en el municipo guipuzcoano de Elgeta, causando heridas a tres empleados. Seis personas han sido detenidas tras sofocarse la revuelta.

Poco después de medianoche, los responsables del centro llamaron a la policía autonómica dando la alerta por un "motín". Las patrullas de la Ertzaintza fueron recibidas con insultos, amenazas y una lluvia de objetos arrojados desde las ventanas, de colchones hasta piezas de las literas.

A las doce y media la situación estaba ya bajo control, según han informado fuentes del Departamento de Interior vasco. Los heridos han sido atendidos de "diversas heridas" en un centro sanitario. Los detenidos, acusados de delitos de agresiones y amenazas, han sido conducidos a la comisaría de Bergara, donde se han iniciado las diligencias y se ha informado a la Fiscalía de Menores de Guipúzcoa.

El centro de Aixola alberga a menores inmigrantes que llegaron sin acompañantes adultos y presentaban problemas de conducta. Antes estaban alojados en la instalación de Deba, pero las denuncias de malos tratos llevaron a cerrarlo para hacer las reformas exigidas por la Fiscalía y albergar en adelante a menores menos conflictivos.

La intención del Gobierno vasco era que los menores recibieran formación en castellano, talleres y formación social. En Deba se les negaba. Varios se fugaron entonces y denunciaron que el director tampoco había tramitado su documentación porque lo que deseaba era que se pagaran un billete y se fueran de Guipúzcoa.

Las autoridades vascas acusaron a los menores de "manipular la realidad", y negaron que fuera un "centro de no retorno" diseñado para evitar la llegada de menores inmigrantes a la provincia. Entre 2005 y 2008, el número de jóvenes extranjeros tutelados por la Diputación provincial se incrementó un 451%.