Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El adiós a la publicidad encumbra las audiencias de enero en La Primera

La cadena pública parte el año afianzando su liderazgo, con un 18,6%

El modelo de televisión pública sin publicidad ha disparado las audiencias de La Primera de TVE, que se ha hecho en enero con un 18,6% de la cuota de pantalla, aventajando a Telecinco, en 3,8 puntos y en casi seis a Antena 3, sus rivales más cercanos.

De esta forma, La Primera se mantiene en primer lugar por cuarto mes consecutivo (el mes pasado cerró con 16, 6%), pero con unas ventajas que no se veían hace casi una década en la batalla de los canales.

Dentro de su programación destacan los Telediarios, cuyas audiencias se han disparado este mes, logrando su mejor registro desde hace casi seis años al duplicar, con 7,2 puntos la distancia con su principal competidor, Antena 3.

De hecho, en el cómputo global, las dos principales ediciones de lunes a domingo cierran el mes con un 22,7% de share, (en diciembre lo hicieron con 19,9%), lo que se traduce en 3.530.000 telespectadores en promedio cada día.

Series y películas

La falta de publicidad también ha favorecido la emisión de películas, sección en la que La Primera también lidera. Dos de los filmes emitidos por la cadena pública este mes han superado los cinco millones de espectadores: La búsqueda, que casi alcanzó los seis millones y se hizo con el 29,1% de la cuota de pantalla y Piratas del Caribe, que convenció a 5.660.000 seguidores.

La apuesta de La 1 por la ficción de producción propia también ha resultado exitosa este mes. Durante el día, Amar en tiempos revueltos cierra enero con un 24.6% de cuota de pantalla y 3.215.000 espectadores, liderando el 100% de las jornadas en su franja de emisión, con más de diez puntos de cuota de ventaja sobre sus competidores.

Audiencias récord

Mientras tanto, La Señora y Águila Roja se han convertido en líderes absolutas del prime time. La primera ha cerrado en enero su tercera temporada con 3.735.000 espectadores y un 19,5% de share, mientras que Águila Roja se corona como la serie más vista en España, con un promedio de 5.490.000 espectadores por emisión y un 27,1% de audiencia. Cada una de las entregas ha superado holgadamente los cinco millones de seguidores, lo que hasta el momento no había logrado ninguna serie nacional.