Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Interior eleva el nivel de alerta antiterrorista

Rubalcaba considera "probable" el riesgo de atentado.- Un documento de la banda habla de dos atentados relevantes sin concretar lugar y fecha

El secretario de Estado de Seguridad, Antonio Camacho, ha firmado este martes una instrucción dirigida a la Dirección General de la Policía y de la Guardia Civil y a los delegados del Gobierno por el que activa el nivel 2 del Plan de Prevención y Protección Antiterrorista. Este nivel -el baremo va del 0 al 4- supone que hay "riesgo probable" de atentado. Fuentes de la lucha antiterrorista han revelado que las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad se incautaron de un documento de ETA en el cual la banda terrorista hace una referencia a la comisión de dos ekintzas relevantes, término en euskera con el que los etarras se refieren a la comisión de atentados. No se concreta ni el objetivo ni el lugar ni la fecha.

A la hora de elevar el nivel de riesgo el ministerio del Interior ha tenido en cuenta "la especial significación de las fiestas navideñas, la inminente presidencia de la Unión Europea, las evaluación de riesgos de la amenaza terrorista interior realizada por las informaciones de las Fuerzas de Seguridad del Estado y la persistencia de la amenaza terrorista internacional", cuyo último episodio fue el atentado frustrado en el vuelo Amsterdam-Detroit. Todos estos factores "aconsejan reforzar la seguridad en todo el territorio nacional con la adopción de medidas de prevención y de control para evitar todo tipo de actos que puedan perturbar el normal y pacífico desarrollo de estos acontecimientos y la seguridad de los ciudadanos".

Ni fecha ni lugar ni objetivo

Ayer mismo el ministro del Interior, Alfredo Pérez Rubalcaba, avisó de que ETA planeaba un atentado inminente, probablemente el secuestro de una persona relevante para recuperar la notoriedad perdida. El ministerio alertó además a los supuestos objetivos de la banda para que no bajaran la guardia. "Una ETA fuerte puede ser más peligrosa que una ETA débil", afirmó el ministro en la localidad vizcaína de Erandio, desde donde lanzó la advertencia.

Las declaraciones de Rubalcaba han sido criticadas hoy por sindicatos policiales y asociaciones de guardias civiles, que se quejan de haberse enterado por los medios. El ministro del Interior ha reiterado las advertencias y ha asegurado que no fueron "una ocurrencia", sino algo que valoró "seriamente". Tras esa "advertencia pública", según Rubalcaba, no hay más intencionalidad". "Lo hemos pensado bien y nos ha parecido lo más oportuno", ha remachado.

Tras la matización de Rubalcaba, fuentes de la lucha antiterrorista han revelado la existencia del documento que hace temer la comisión de dos grandes atentados. Según las mismas fuentes, la dirección de la banda terrorista lo redactó con el objetivo de cerrar la polémica abierta en las últimas semanas entre duros y blandos en el mundo del radicalismo vasco, a raíz de la carta de Arnaldo Otegi y la declaración de Alsasua. En una misiva enviada desde la cárcel, el líder de la ilegalizada Batasuna afirmaba que quien se resiste a dejar la violencia o no está en sus cabales o trabaja para el enemigo.

Las fuentes aclaran que en el documento en el que se fija la estrategia para los próximos meses, aunque existe esa referencia a las dos ekintzas, no se concreta ni el lugar, la fecha o el objetivo concreto. No obstante, los analistas y expertos de la Guardia Civil han concluido a la vista de ese y otros datos que una de las dos acciones terroristas a las que se refiere podría consistir en un secuestro, tal y como ayer anunció Rubalcaba, y un atentado de gran envergadura. La cadena SER, que ha tenido acceso al texto, sostiene que es muy reciente y que los ataques se preparan para los próximos días. Según las Fuerzas de Seguridad del Estado, ETA tiene la infraestructura operativa necesaria para atentar en breve, ya que mantiene activos dos comandos operativos que pueden incluso estar a este lado de la frontera preparados para actuar.

Los niveles de alerta antiterrorista

El pasado mes de junio, Interior modificó el Plan de Prevención y Protección Antiterrorista, es decir, el protocolo de despliegue de fuerzas ante la posibilidad de un atentado que se elaboró tras los ataques del 11-M. El ministerio decidió pasar de tres a cuatro niveles de alerta para hacer los despliegues de fuerzas más progresivos y evitar el enorme salto que hasta ahora suponía pasar del nivel dos al tres, que conllevaba la salida del Ejército a la calle. España, no obstante, siempre está, como mínimo, en el primer nivel de alerta, debido a la continua amenaza de un atentado de ETA.

El plan prevé un nivel 0, es decir, ausencia de amenaza, pero en las actuales circunstancias, con una ETA dispuesta a seguir matando, es inaplicable. El nivel 1, el que ahora está activo, es de riesgo medio ("riesgo potencial de atentado terrorista"). El nivel 2 se activaría cuando el riesgo fuera "probable".

Hasta la reforma, el siguiente nivel, el 3, suponía sacar a la calle unidades del Ejército para custodiar vías férreas, las estaciones y aeropuertos y las centrales nucleares, entre otros puntos estratégicos. Desde mayo, el nivel 3 se dispondría cuando se entendiese que la amenaza es "muy alta", con "riesgo altamente probable de atentado terrorista". Los Ejércitos serían avisados, pero no se desplegarían por esos centros neurálgicos, como ocurrió tras el 11-M, hasta que se activara el nivel 4. Si eso ocurriera, supondría que la amenaza es extrema y que existe un "riesgo de atentado terrorista inminente".

Más información