La liberación del 'Alakrana'

La Audiencia Nacional admite que contribuyó a "elevar el tono de la polémica" del 'Alakrana'

Juanes reconoce que no fue un acierto publicar una nota responsabilizando al Gobierno de traer a los dos piratas y que en la investigación de la edad de uno de ellos "se pudo hacer mejor"

El presidente de la Audiencia Nacional, Ángel Juanes, ha hecho autocrítica sobre la actuación de este tribunal en la crisis del Alakrana y ha admitido que contribuyó a "elevar el tono de la polémica". Peguntado en una entrevista en la Cadena Ser por la nota que publicó en la que defendía la actuación del juez Baltasar Garzón y responsabilizaba al Gobierno de traer a España a los dos piratas, Juanes ha afirmado que pensó que podía esclarecer "la delimitación del ámbito de actuación" de la Audiencia pero si hubiera tenido conciencia de la repercusión que alcanzó "no lo hubiera hecho".

"La intención no era que la Audiencia quisiera quitarse el muerto de encima, porque asumió el caso, no declinamos nuestra responsabilidad", ha matizado Juanes, para quien el Gobierno detuvo y trajo a los corsarios siempre "dentro del marco legal". "A lo mejor se podrían haber entregado a Kenia pero entrar ahora ahí sería fácil, yo no voy a hacerlo; con la nota sólo se quiso decir que los jueces no habían traído a los piratas", ha subrayado.

Más información
Lea la nota de prensa completa en la que la Audiencia defiende la actuación de Garzón en el caso de los piratas
La Audiencia Nacional admite que contribuyó a "elevar el tono de la polémica" del 'Alakrana'
Los marineros vascos no acusarán a sus captores
De la Vega: "No fue una opción detener y trasladar" a los piratas a España
Zapatero defiende su gestión de la crisis del 'Alakrana' y dice que a quien hay que evaluar es a la oposición

Juanes ha reconocido que la Audiencia "podía haber hecho las cosas mejor" en las investigaciones sobre la mayoría de edad de uno de los secuestradores al que se le realizaron hasta siete pruebas para determinar que tenía más de 18 años. "La Audiencia tiene problemas estructurales. Una de las sorpresas que me he llevado es la falta de medios. En la Audiencia hay forenses pero no hay una estructura orgánica, si la hubiera habido los informes hubieran salido uniformes y se podría haber hecho de otra manera".

Polémica por los esposados

Otro de los casos que ha levantado polémica en las últimas semanas, como ha sido la imagen de los imputados en la operación Pretoria llegando esposados a la Audiencia, ha provocado que este órgano haya abierto una investigación que aún no ha concluido, pero que, según Juanes, ya ha permitido conocer algunos datos. "Los hechos fueron graves, se dio una mala imagen de la justicia. El primer factor que contribuyó fue la propia estructura de la Audiencia, las instalaciones son pequeñas y el furgón era grande. Cuando un furgón es pequeño entra en el garaje y los detenidos pasan a los calabozos, pero si es grande se pone una mampara (en la calle). Aquí no se hizo aunque no hubo intencionalidad, el furgón era grande, no cabía y no se pusieron las mamparas", ha indicado.

"La Audiencia está sobredimensionada informativamente. Las razones son varias, hay una concentración de 23 periodistas en un espacio mínimo y esto produce una presión mediática", ha añadido Juanes, quien se ha mostrado partidario de que en un futuro haya un tribunal especializado en el crimen organizado. "Se verá con el tiempo la contribución de la Audiencia a la eliminación de la lacra terrorista. Mientras exista terrorismo la Audiencia será una pieza clave", ha asegurado Juanes.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS