El próximo embajador de EE UU en España critica la retirada de Kosovo

Alan Solomont asegura que "la falta de sorpresas es un buen principio para la diplomacia", en referencia a la salida de las tropas

Alan Solomont, el hombre elegido por el presidente de EE UU, Barack Obama, como próximo embajador de su país en España, ha criticado con dureza la decisión del Gobierno de Zapatero de retirar las tropas en Kosovo. "La falta de sorpresas es un buen principio para la diplomacia internacional", ha asegurado Solomont durante una audiencia de confirmación para su próximo puesto, en referencia al modo en que España anunció su retirada en marzo de este año.

Aquella decisión, ha recordado este martes el candidato a embajador, "se tomó sin consultar con los aliados". En la audiencia ante el comité de Relaciones Exteriores del Senado estadounidense, Solomont ha contestado a las preguntas de los senadores acerca de cuales serán sus prioridades en Madrid. En caso de ser confirmado, ha prometido que planteará a las autoridades españolas "la importancia de una estrecha cooperación en asuntos como éste".

Más información

Un veterano recaudador demócrata

Solomont, de 52 años, lleva recaudando dinero y donando fondos propios para distintos candidatos demócratas a la Casa Blanca desde hace casi 20 años. Obama anunció el pasado 6 de agosto la nominación del empresario judío, agradeciendo su destacada labor de recaudación para su propia campaña.

Aunque la votación oficial debe celebrarse en una sesión aparte para la que todavía no hay fecha, la familiaridad con la que ha sido recibido Solomont apunta a que su nombramiento se producirá sin mayores complicaciones. Una vez autorizado por el Senado, la Casa Blanca deberá obtener el beneplácito del Gobierno español. En caso de confirmarse su elección, sustituirá a Eduardo Aguirre, embajador durante el mandato del ex presidente George W. Bush. Desde que Aguirre se marchó el pasado 20 de enero, la embajada de EE UU en Madrid ha estado vacante.

Prioridades en Madrid

El candidato, muy activo en el proceso de paz en Oriente Medio, ha mencionado entre sus prioridades "establecer una alianza con la comunidad musulmana en España". También ha considerado fundamental tratar de explicar la importancia del mantenimiento de tropas en Afganistán, donde el Gobierno ha anunciado que enviará un refuerzo de 220 soldados. Solomont considera que "es una importante responsabilidad explicar al público la trascendencia de esta misión para EE UU, para la OTAN y para el mundo". La población española, por su parte, no parece estar de acuerdo con esta presencia. Sólo un 26% apoya la misión militar en el país asiático.

Lo más visto en...

Top 50