Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Zapatero: "Quienes están detenidos señalan el camino a los autores. Pasarán su vida en la cárcel"

Partidos y organizaciones sociales dicen a ETA que "no doblegara" la determinación de acabar con ellos

El portavoz socialista en el Congreso José Antonio Alonso lee el comunicado de condena al atentado de ETA, arropado por los represantes del resto de grupos y agentes sociales
El portavoz socialista en el Congreso José Antonio Alonso lee el comunicado de condena al atentado de ETA, arropado por los represantes del resto de grupos y agentes sociales EFE

"Quienes hoy están detenidos están señalando el camino que les espera a los autores del atentado. Pasarán su vida en la cárcel". El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, ha comparecido en el Palacio de la Moncloa para expresar su condena, en un breve comunicado, al último atentado de ETA. "Todos los demócratas estamos con la Ley y el Estado de Derecho y en el empeño de hacer vencer a la libertad", ha afirmado el presidente, quien ha expresado su "dolor" y "solidaridad" con las familias y ha agradecido al líder del PP, Mariano Rajoy, el apoyo que le brindado.

"Este atentado criminal, al igual que el que ayer también padeció la Guardia Civil en Burgos, se produce en un momento en que la acción decidida de la Guardia Civil y la Policía Nacional, con la colaboración de las Fuerzas de Seguridad francesas, golpea como nunca a la banda terrorista, desmantela su organización, desbarata sus acciones e identifica a sus miembros. Los detiene cada vez más pronto y en mayor número y así va a seguir siendo", ha subrayado Zapatero.

"He dado instrucciones a las fuerzas de seguridad para que extremen la vigilancia y extremen su esfuerzo y se protejan de estos viles asesinos", ha asegurado el jefe del Ejecutivo, que ha cerradoo su intervención asegurando que "todos hemos contraído hoy una deuda impagable de gratitud por su servicio a España y a la libertad, que quedará siempre en la memoria de nuestro pueblo".

Unidad contra ETA

Previamente, con rostros graves los representantes de los partidos políticos, organizaciones sociales y sindicales comparecieron en el Congreso para mostrar ante los ciudadanos su unidad frente al nuevo zarpazo de ETA. Tan sólo habían pasado 40 días desde que esta misma escena se repitiera. Entonces fue para rendir homenaje al inspector Eduardo Puelles asesinado en el País Vasco el pasado 19 de junio y este jueves para mostrar el agradecimiento a toda la guardia civil y expresar el dolor por el asesinato de los dos jóvenes guardias civiles asesinados en Baleares, veinticuatro horas después de que ETA intentara cometer una masacre en Burgos.

"Queremos decir a ETA que nunca conseguirán nada, que no lograrán sus objetivos y que no doblegarán nuestro empeño de acabar con la banda terrorista", leyó el portavoz del Grupo Parlamentario Socialista, José Antonio Alonso, rodeado de portavoces políticos y los máximos representantes de las organizaciones empresariales y sindicales. "A los autores del atentado, a sus cómplices y al resto de los terroristas, sólo les espera la acción de la policía, la aplicación de la ley, el ejercicio de la justicia y, finalmente, la cárcel.", remachó Alonso. El documento lo suscribió el PSOE, PP, CiU, PNV, ERC, IU-ICV, BNG, CC, UPyD, NaBai, UPN, CEOE, CEPYME, CC/OO, UGT y USO.

Zapatero y Rajoy irán a Calvià

Zapatero y Rajoy se desplazarán este viernes a Calvià para visitar la capilla ardiente de los dos guardias civiles muertos. Ambos irán acompañados del ministro del Interior, Alfredo Pérez Rubalcaba, según ha confirmado la Delegación del Gobierno.

El lehendakari, Patxi López, y el consejero vasco de Interior, Rodolfo Ares, han suspendido las vacaciones que disfrutaban esta semana tras este último asesinato, y acudirán a la isla a la capilla ardiente, han informado fuentes de la presidencia vasca. López está fuera del País vasco de vacaciones, y Ares estaba en Canarias. Este miércoles acudió a Burgos a expresar la solidaridad del Gobierno vasco por el atentado de la ciudad castellana la lehendakari en funciones, Isabel Celaá, pero tras el asesinato de los dos guardias civiles, López y Ares han suspendido sus vacaciones.