Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
La red de corrupción vinculada al PP

El PP intenta personarse en la causa para recusar a Garzón

Sáenz de Santamaría y Trillo presentan un escrito en la Audiencia Nacional en el que piden personarse en la causa que investiga Garzón por la trama de corrupción que afecta a municipios gobernados por el PP

La portavoz parlamentaria del Partido Popular (PP), Soraya Sáenz de Santamaría, y el coordinador de Justicia y Libertades Públicas del partido, Federico Trillo, han presentado esta mañana dos escritos en la Audiencia Nacional para, en el primero, solicitar personarse en la causa abierta por el juez Baltasar Garzón que investiga la trama de corrupción que afecta a los populares, y, en el segundo, pedir la recusación del juez, informa Manuel Altozano. Trillo, a las puertas de la Audiencia ha manifestado que su partido solicita la recusación de Garzón por la "enemistad manifiesta" hacia el PP y su "constante animosidad".

El escrito de recusación, junto a esa "enemistad" denunciada por el portavoz popular de Justicia, argumenta además que existe en Garzón un "interés directo o indirecto en el pleito" que le privaría de esa "necesaria y exigible imparcialidad", aunque el texto expresa su "respeto" por el magistrado.

El PP se queja en el escrito de que "desde el primer momento que se hicieron públicas las detenciones, el asunto (...) fue planteado como una causa general contra el Partido Popular". La recusación afirma que "no es la primera, ni precisamente la única ocasión en la que el Magistrado" objeto del escrito "exhibe su estrecha relación con el Partido Socialista". El escrito adjunta los artículos de EL PAÍS que han provocado la petición de amparo en el CGPJ por la filtración del secreto de sumario, y cita un artículo de El Mundo en el que se habla de la jornada de cacería en la que coincidieron el juez con el ministro de Justicia, Mariano Fernández Bermejo.

La recusación sólo puede ser solicitada por una de las partes en la causa abierta por lo que, sólo si el propio juez Garzón acepta en primer lugar que el PP se persone como acusación particular, el escrito para apartarle del caso pasaría a ser estudiado por la Sala de lo Penal de la Audiencia.

La reacción del PP ante la causa de Garzón es la misma que el PSOE tuvo en su día con el juez Marino Barbero, instructor del caso Filesa, informa José Yoldi. También en aquel caso, los socialistas intentaron personarse como acusación. Sin embargo, la personación no fue admitida porque miembros del PSC y del PSOE estaban siendo investigados y por tanto de su actuación podía derivarse una responsabilidad civil por parte del partido. Así que, aunque el PP presente una querella contra sus propios militantes para conseguir ser parte en el proceso, fuentes de la Audiencia señalaron que, previsiblemente, no será admitida, puesto que no se puede estar en una causa penal como acusador y como defensor al mismo tiempo, y el PP podría acabar como responsable civil de los actos de los imputados.

La "honorabilidad" de Garzón

Saenz de Santamaría, ha dicho previamente en RNE que el hecho de que Bermejo "se vaya de cacería, cene, coma y meriende" con Garzón es "muy grave". "Por supuesto que estamos cuestionando la independencia del juez Garzón", ha añadido la portavoz del PP quien ha exigido al ministro de Justicia que explique de qué habló con Garzón durante la cacería y le ha pedido que dimita "porque su comportamiento no es honorable". Sáenz de Santamaría ha aclarado también que su partido "no ha roto" el Pacto por la Justicia pero sí "suspende la interlocución" sobre el acuerdo mientras ésta dependa del actual ministro del ramo, Mariano Fernández Bermejo. A su juicio, el PSOE se "ha acogido al plan B" basado en "arremeter" y "hacer oposición" contra el PP porque es la "única oportunidad" que tiene para ganar las próximas elecciones. Ayer, el portavoz de Justicia de los populares, Federico Trillo, afirmó que su partido no podía seguir en el pacto mientra Bermejo fuera el titular de Justicia.

La secretaria general del PP, Dolores de Cospedal, ha pedido por su parte hoy que se levante el secreto del sumario sobre el caso de corrupción que instruye Garzón para evitar "filtraciones interesadas" y ha denunciado la "clara connivencia" del juez con el ministro de Justicia. Cospedal se ha referido así a las informaciones publicadas hoy en varios medios de comunicación que afirman que Garzón y Bermejo coincidieron en otra cacería en el pasado 24 de enero en El Casar de Talavera (Toledo), además de la que compartieron el fin de semana pasado en Torres (Jaén).

En este último encuentro entre Bermejo y Garzón habría participado también el comisario general de la Policía Judicial, Juan Antonio González, quien no tomó parte en la cacería pero sí en la cena que tuvo lugar la noche anterior en el pueblo jienense. Tanto De Cospedal como la portavoz del PP en el Congreso, Soraya Saenz de Santamaría, y el vicesecretario de Comunicación de este partido, Esteban González Pons, han considerado -en declaraciones esta mañana- "muy graves" los encuentros entre el titular de Justicia y el juez que ha abierto una "causa general" contra el PP.

"Tiene una clara connivencia, porque eso parece que está completamente demostrado, con el juez que presenta una causa general contra el PP y, además, no se molesta en desmentirlo, sino que contesta con una chulería que, francamente, es muy poco digna de un ministro del Reino de España", ha manifestado De Cospedal. Ha criticado también la actuación de la Fiscalía Anticorrupción y ha dicho que "en muchísimas ocasiones" ha protagonizado "detenciones muy escandalosas" de personas vinculadas al PP, "con grilletes, delante de sus familias, a veces hasta con policías encapuchados" a los que ha hecho "pasar en el calabozo hasta 48 horas y luego salen en libertad sin cargos".