Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Controlados los dos incendios de la Comunidad Valenciana

Las llamas declaradas el sábado en el municipio alicantino de la Nucía han devorado más de mil hectáreas.- En las comarcas de La Costera y La Vall d'Albaida el fuego ha arrasado 90 hectáreas

Los Bomberos de Alicante han dado por controlado a las 18.00 el incendio declarado este sábado en el municipio de la Nucía, donde permanecerán hasta mañana retenes de las brigadas rurales de Emergencias, de la Unidad Militar de Emergencias y del propio cuerpo de bomberos. Una hora antes aproximadamente, también se ha considerado controlado el incendio forestal registrado por la tarde del sábado en el término municipal de Barxeta (Valencia).

El más grave de los incendios se inició a primera hora de la mañana del sábado en una zona de pinar del municipio de La Nucía (Alicante) tras la caída de una torre de alta tensión eléctrica en la partida de El Copet a causa del temporal que azota este fin de semana la Península. El fuego ha afectado también a zonas de las poblaciones de Finestrat, Polop de la Marina, Benidorm y L' Alfàs del Pi.

El alcalde de la Nucía, Bernabé Cano, ha destacado la "tristeza" que se vive en el municipio tras haberse quemado una parte importante de su término. Según las primeras investigaciones, las llamas han afectado a 1.006 hectáreas de los municipios de la Nucía, Benidorm, Finestrat, Polop y L' Alfàs del Pi.

Cano, ha descrito la sensación general de "impotencia" que sentían los vecinos al ver que disponían de "todos los materiales posibles para apagar el fuego, pero por culpa de la fuerza del viento, que llegó a alcanzar los 130 kilómetros por hora, no se podía actuar".

El primer edil de la Nucía también ha explicado que a partir de las 23.00 del sábado "amainó el viento", por lo que las brigadas terrestres pudieron continuar su labor de forma más efectiva y, además, horas más tarde, lograron unirse a los trabajos de extinción medios aéreos.

500 efectivos

Más de medio millar de efectivos terrestres y aéreos han trabajado en las labores de extinción. Entre estas, el Gobierno central ha puesto a disposición de la Generalitat Valenciana la Unidad Militar de Emergencias, además de efectivos de la Guardia Civil y la Policía Nacional, según ha informado el Ministerio de la Presidencia.

Aunque inicialmente fuentes municipales habían señalado que el sábado se había ordenado como medida de precaución el desalojo de entre 14.000 y 15.000 personas de varias urbanizaciones localizadas en la zona de riesgo, el conseller de Gobernación, Serafín Castellano, ha precisado que la cifra de "evacuados" se quedó "oficialmente" en 68, todos ellos pertenecientes a ua residencia geriátrica, ya que la mayoría de las viviendas estaban vacías por tratarse en general de segundas residencias.

Las llamas han afectado a varias viviendas, así como a una nave del centro de transferencia de reciclaje de residuos sólidos de Benidorm, cerca del parque temático Terra Natura, donde habitan ejemplares de animales salvajes. Los medios movilizados colocaron barreras de protección entre Terra Natura y el parque temático Terra Mítica, al igual que en el depósito de butano de Finestrat y en todas las gasolineras de la zona, para evitar que las llamas alcanzasen esas instalaciones.

Más fuego

El otro incendio de gravedad se declaró pasadas las 18.30 del sábado en una zona comprendida entre las comarcas valencianas de La Costera y La Vall d'Albaida, según ha informado la policía local de Benigànim. Las llamas, que se propagaron rápidamente debido al fuerte viento y, antes de su extición, han calcinado unas 90 hectáreas de los términos municipales de Genovés, Barxeta y Benigànim.

En la extinción de este incendio han participado brigadas forestales y dotaciones de los parques de bomberos de diferentes municipios cercanos. Efectivos militares se desplazaron también aquí para colaborar en los trabajos de extinción. Junto a ellos han participado, desde primera hora de hoy, varios medios aéreos.

A lo largo de la madrugada del sábado se produjeron otros 22 incendios de menor gravedad en la Comunidad Valenciana, de los que 11 fueron forestales. Todos están prácticamente están extinguidos.