Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

20.000 euros por las manos de una pianista

Un juez condena a un médico por operar mal a una paciente que ya no podrá ejercer más su profesión de músico

Un médico de Madrid tendrá que indemnizar con 20.000 euros a una paciente, de profesión pianista, a la que después de operarle del túnel carpiano le quedaron unas secuelas muy dolorosas que obligaron a repetir la intervención en otras dos ocasiones y le inhabilitaron para ejercer su actividad profesional.

Fuertes dolores

La paciente, que recurrió a los servicios jurídicos de la Asociación El Defensor del Paciente, ha conseguido que se le indemnice al considerar el Juzgado de Primera Instancia número 21 de Madrid responsable en parte al médico, que responde a las iniciales de A.V.P., de las lesiones posteriores a la intervención. La paciente, M.L.O.S, acudió en febrero de 2005 a la consulta de este doctor porque tenía dolor en ambas manos y acorchamiento de varios dedos. Fue diagnosticada de síndrome de túnel carpiano de intensidad severa por lo que se decidió su intervención quirúrgica.

La operación se realizó el 29 de abril y fue dada de alta el mismo día, aunque al no desaparecer los dolores y aparecer, además, hinchazón, fue intervenida de urgencia por una lesión en el arco palmar donde también se le aprecia "un intenso edema" y hematomas. Desde esa segunda operación, la paciente tiene que acudir continuamente a urgencias por el intenso dolor que padece y al final se decide programar una tercera intervención, que se realiza el 2 de mayo.

Dos semanas después, la mujer debe ser asistida de urgencia y recibir tratamiento para el dolor hasta que ingresa en el Hospital de Madrid donde le diagnostican la distrofia de sus manos. En noviembre se descubre una neuropatía por atrapamiento de los nervios en sus trayectos a través de las muñecas de intensidad moderada-severa para la izquierda y severa para la derecha que le obliga a un tratamiento rehabilitador durante más de diez meses. El juez ha tenido en cuenta también el perjuicio psicológico de esta mujer ante la imposibilidad de continuar ejerciendo su profesión de pianista tras la intervención quirúrgica.