Una empresa pública desarrollará los dos nuevos aeropuertos madrileños

Manuel Lamela presenta el plan, que incluye el desmantelamiento del aeródromo de Cuatro Vientos

El consejero de Transportes e Infraestructuras, Manuel Lamela, ha presentado hoy el Plan de Infraestructuras Aeroportuarias de la Comunidad de Madrid 2007-2025, en cuyo marco se construirán los dos nuevos aeropuertos de la región, situados en Campo Real y en los municipios de El Álamo-Navalcarnero, este último con el fin de sustituir al actual aeródromo de Cuatro Vientos, que el Gobierno regional quiere desmantelar. Para desarrollar los aeródromos y participar en la gestión de Barajas, el Ejecutivo autonómico creará una nueva empresa pública, denominada Aeropuertos de Madrid, S.A. y dependiente de Lamela. El primero en construirse será el aeropuerto del suroeste en El Alamo-Navalcarnero, previsto para 2016.

Más información
Los aeropuertos de El Álamo y Campo Real inician el despegue

Lamela ha descrito su plan como "integrador, innovador, ambicioso y con vocación de futuro". Por primera vez, según el consejero, "una comunidad autónoma aborda actuaciones de esta magnitud en el ámbito aeroportuario, garantizando la viabilidad de estos sistemas a largo plazo". Junto a los estudios para elegir los mejores emplazamientos teniendo en cuenta los impactos acústicos y ambientales, la orografía del terreno y las necesidades de las futuras instalaciones, se han tenido en cuenta los futuros accesos, con el fin de garantizar el transporte público y privado a los nuevos aeropuertos.

El primero de aeropuertos se situará en el suroeste, donde se ha reservado una parcela de 230 hectáreas entre los municipios de Navalcarnero y El Álamo. Esta nueva infraestructura absorberá las operaciones que se desarrollan actualmente en Cuatro Vientos, más de 65.000 anuales, además de las de aviación de negocios que se realizan en el aeropuerto militar de Torrejón de Ardoz. Por tanto, este aeródromo acogerá los tráficos de escuelas de vuelo, aviación de negocios, vuelos deportivos y trabajos aéreos como agroforestales, extinción de incendios, vigilancia y medios de comunicación. En un primer momento, contará con una pista de 2.000 metros de longitud, si bien su estructura modular permitirá futuras ampliaciones para absorber los incrementos de demanda.

La gestión de Barajas

En cuanto a los accesos, en una primera fase se construirá una variante exterior de la M-600, cuyo trazado continuará con la duplicación de la M-404, mientras que en una segunda fase se han contemplado la posibilidad de una vía de acceso que conecte el aeródromo con la A-5 y la R-5, así como la prolongación de la futura línea de Cercanías de Móstoles-Navalcarnero. El segundo de los aeropuertos estará ubicado, tal y como estaba previsto, en Campo Real y nacerá destinado a carga, con una superficie de 780 hectáreas entre los municipios del propio Campo Real, Pozuelo del Rey y Valdilecha. En este caso, el destino principal de las instalaciones será el transporte aéreo de mercancías, por lo que la longitud de la pista inicial se ha planteado con 3.700 metros. También acogerá a las compañías low cost o bajo precio.

El futuro aeródromo de Campo Real estará comunicado con la A-3 y R-3, mediante la duplicación de la M-209 y M-300, en una primera fase; así como con la M- 203. Esta última permitiría la conexión con la A-3 y la M-50. Respecto al transporte público, se ha contemplado la construcción de una plataforma reservada exclusiva de Metrobús hasta Arganda del Rey, donde conectaría con la prevista por el Ministerio de Fomento en la Carretera de Valencia.

Según ha explicado Lamela, la carga aérea tiene un desarrollo insuficiente en Madrid, que se demuestra en la disminución lenta pero continua del volumen de mercancías transportado en Barajas, unido a los problemas de ruido nocturno que los aviones cargueros generan precisamente en este aeropuerto. Por esta razón, "es necesario un nuevo aeropuerto que contribuya a aliviar el tráfico" en Barajas y que impulse el crecimiento del transporte de mercancías. Junto a los dos nuevos aeropuertos, el Plan Aeroportuario de la Comunidad de Madrid también tiene por objetivo promover la participación del Gobierno regional en la gestión de Barajas, que se prevé que crezca de los actuales 46 millones de pasajeros que registra al año hasta los 70 millones. En este marco, se promoverán ante el Gobierno central proyectos de remodelación de las antiguas terminales y se exigirá la ejecución de la nueva línea de Cercanías y la estación del AVE a la Terminal 4 sin retrasos.

Mapa de los aeropuertos
Mapa de los aeropuertos

Regístrate gratis para seguir leyendo

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS