Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Infanta Leonor se divierte con las gafas de papá

La Princesa Letizia y su primogénita reciben a Don Felipe a bordo del 'CAM' tras la regata

La Princesa de Asturias y su hija la Infanta Leonor, con un vestido marinero, han subido a bordo del CAM para recibir a Don Felipe en este velero cuando terminó la regata de este viernes, la penúltima de la 26 Copa del Rey de Vela. También la Reina se ha acercado hasta las instalaciones del circuito Breitling Med Cup, situado en el muelle de las Golondrinas de Palma, donde amarran los veleros de la clase Transpac 52.

Ésta es la categoría del CAM y del Bribón, el velero patroneado por Don Juan Carlos, que no ha coincidido con la Reina al haber abandonado ya el recinto donde ha arribado su barco. El Bribón ha alcanzado en la regata de este viernes el segundo puesto, aunque ocupa el cuarto en la clasificación general.

El Duque de Lugo, Jaime de Marichalar, y sus hijos Felipe Juan Froilán y Victoria Federica, ha ido al muelle para recoger a la Infanta Elena, que ha navegado en el Siemens, que encabeza la clasificación general a pesar de que el ganador de la regata fue el Stay Calm.

Doña Letizia y Don Felipe, con la Infanta Leonor en brazos, han estado sentados en la bañera del CAM durante unos minutos, conversando también con otros miembros de la tripulación que recogían el barco tras la jornada náutica. Leonor, vestida con un traje marinero, con dos coletas y abarcas blancas, se ha entretenido jugando con los cabos y la vela y quitándole y poniéndole las gafas de sol a su padre. El sol en la cara, sin embargo, le ha impedido a la primogénita de los Príncipes, de 21 meses, mirar a las cámaras de los fotógrafos, a pesar de las indicaciones que le daba la Princesa.

La presencia de los Príncipes ha sido el centro de atención en el muelle de las Golondrinas donde, además de por los ya numerosos medios de comunicación, han sido fotografiados por los visitantes del circuito con el teléfono móvil o con cámaras fotográficas. Tras conversar con algunos amigos y tripulantes, la Reina, los Príncipes y la pequeña Leonor han abandonado el circuito en un coche conducido por Doña Letizia. Detrás les han seguido en otro vehículo los Duques de Lugo y sus hijos, que disfrutaban de un helado.

Por la tarde, la Reina y el Duque de Lugo, con sus niños, se han acercado en su barco Somni hasta el campo de regatas para ver la competición, que ha terminado más tranquila tras haber empezado con fuertes vientos del nordeste y mar picada. La Familia Real al completo se encuentra ya reunida en el Palacio de Marivent de Palma de Mallorca, donde pasan estos días de verano.