Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Otegi ingresa en prisión tras confirmar el Supremo la pena de 15 meses por enaltecimiento del terrorismo

El dirigente 'abertzale' fue arrestado cuando se dirigía a ofrecer una rueda de prensa

El dirigente de la ilegalizada Batasuna, Arnaldo Otegi, ha ingresado en la prisión donostiarra de Martutene sobre las 13:00 horas tras confirmar el Tribunal Supremo por unanimidad su condena a 15 meses por enaltecimiento del terrorismo. Otegi ha sido arrestado poco antes del mediodía por orden de la Audiencia Nacional cuando se dirigía a un hotel de San Sebastián donde iba a ofrecer una rueda de prensa.

Según fuentes jurídicas, la Audiencia ordenó la detención antes de la rueda de prensa para evitar que Otegi cometiera otro delito.

El Supremo falla por unanimidad

Los cinco magistrados que integran la Sala de lo Penal del Tribunal Supremo han rechazado por unanimidad el recurso de casación que Otegi había presentado alegando un quebrantamiento de forma e infracción de ley y de precepto constitucional durante el proceso judicial contra él.

En el fallo, los magistrados han declarado "no haber lugar" al recurso y han confirmado la condena de 15 meses de cárcel y 7 años y 3 meses de inhabilitación absoluta que impuso la Audiencia. El delito lo cometió durante el homenaje que se rindió al etarra José Manuel Beñarán, alias 'Argala', en 2003 con motivo del 25 aniversario de su fallecimiento. Berañán fue dirigente de ETA desde 1974 y jefe militar a partir de agosto de 1978. En este periodo ETA asesinó a 60 personas y perpetró 80 atracos. Argala fue asesinado el 21 de diciembre de 1978 en Anglet (Francia) en un atentado con bomba. En su última etapa como dirigente de ETA defendió la lucha armada y los atentados, que se intensificaron bajo su mandato.

A pesar de que la condena a Otegi no supera el límite de dos años de cárcel para ingresar, el tribunal ha tenido en cuenta sus procedimientos penales abiertos en la justicia además de una sentencia firme de un año de prisión por injurias al Rey que el Tribunal Superior de Justicia del País Vasco (TSJPV) tiene en suspenso durante tres años. Se prevé, según fuentes consultadas por la Cadena Ser, que Otegi cumpla la condena completa de acuerdo con el actual Código Penal, que no permite reducción de ningún tipo.

El pasado marzo, en un caso parecido por el homenaje a la etarra Olaia Castresana, el fiscal de la Audiencia Nacional retiró la acusación contra Otegi por considerar que sus palabras en aquel acto "no desbordan lo que es una opinión". La retirada de la acusación obligó al tribunal a absolverlo y evitó su ingreso en prisión.

Una detención de "maxima gravedad"

Tras la detención, el portavoz de la ilegalizada Batasuna, Pernando Barrena, se ha apresurado a calificar el arresto de Otegi de "detención de máxima gravedad" que va en contra del proceso. Barrena, acompañado del dirigente Joseba Álvarez, ha culpado al Gobierno de querer acabar con la izquierda abertzale.

Enaltecimiento o libre expresión

Durante la vista celebrada ayer, la Fiscalía pidió que la condena fuera confirmada porque Otegi hizo "una llamada a apoyar y dar por válida la actividad de la organización terrorista y a considerar natural que los terroristas anden por ahí intentando imponer su criterio, presionando a la sociedad con sus amenazas soterradas".

Por su parte, la abogada de Otegi, la ex parlamentaria de Batasuna Jone Goirizelaia, pidió que la sentencia fuera revocada por vulneración del principio acusatorio y haberse infringido el derecho de defensa, ya que su participación en el homenaje se encuadró en la libre expresión de ideas y en la libre participación política, limitándose a elogiar la propuesta de Bergara y a calificar a "Argala" como "una persona con visión de futuro".