Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
La entrevista ciudadana a Rajoy

"Gano bastante más que los 300 euros que usted cobra de pensión"

"Asistiría incondicional a la boda de mi hijo" si fuera homosexual, afirma Mariano Rajoy en el programa 'Tengo una pregunta para usted'.- El líder del PP ha negado haber visto banderas preconstitucionales en las últimas manifestaciones de su partido

Dos horas y cuarto ha durado la entrevista de los ciudadanos a Mariano Rajoy en TVE. El terrorismo de ETA, el juicio del 11-M y la labor de oposición del Partido Popular han centrado la primera parte del programa conducido por Lorenzo Milá. Más adelante, las cuestiones planteadas por los participantes han abordado temas más pegados a la realidad cotidiana de los ciudadanos como las pensiones, el problema de la vivienda o la inmigración en España. Mariano Rajoy ha aprovechado su condición de jefe del principal partido de la oposición y ante las quejas de los ciudadanos ha achacado gran parte de ellos al Gobierno y ha asegurado que si su partido estuviera en el poder muchos de ellos se solucionarían.

"Si usted gobierna..." ha sido quizás la frase más repetida esta noche en Tengo una pregunta para usted, en las 70 preguntas que han formulado los ciudadanos. Si con el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, la anécdota fue el precio de un café, la pregunta estrella de esta noche ha quedado, en cambio, sin respuesta. Violeta, una pensionista que cobra 300 euros al mes, tenía un gran interés por conocer el sueldo del presidente del PP.

La mujer le ha preguntado a Rajoy , casi medio hora después de haber comenzado el programa, qué se puede hacer con una pensión de 300 euros, como la que ella tiene. "Poco", ha replicado Rajoy. Acto seguido, la mujer le preguntaba "¿me puede decir cuánto gana usted?". "Gano bastante más que los 300 euros que cobra usted, pero también le digo una cosa: trabajo para que todo el mundo pueda ganar lo máximo posible". "Si usted sale a ver si lo cumple", le ha espetado la mujer.

ETA y el 11-M

La primera pregunta de la noche ha ido directa al grano: "¿ETA tuvo relación con el 11-M?" La respuesta de Rajoy ha sido rápida: "Yo no lo sé." El líder del PP ha dicho que acatará "lo que digan los tribunales". Mariano Rajoy, sin embargo, ha considerado "entendible" que los medios de comunicación puedan hacer sus investigaciones al respecto. "Yo estaré a lo que digan los tribunales", ha garantizado Rajoy, quien ha recordado que el lehendakari, Juan José Ibarretxe, fue el primero que habló de la posible autoría de ETA tras esos atentados. Rajoy ha añadido que el entonces ministro del Interior, Ángel Acebes, se refirió inicialmente a ETA para hablar después de una segunda vía de investigación e informar, más tarde, de la detención de radicales islamistas. Por ello, ha asegurado que, cuando los españoles votaron el 14 de marzo de 2004, conocían todos los elementos que hasta ese momento se habían desvelado en relación con los atentados.

Una estudiante de 24 años le ha preguntado "¿qué es para usted una persona sensata?", dado que para ella el PP diferencia entre dos tipos de ciudadanos, a lo que Rajoy ha contestado que alguien que puede estar en contra de la prisión atenuada para el etarra Ignacio de Juana Chaos, "quien ahora se pasea por las calles como si nada". El líder de la oposición se ha preguntado "qué ocurrirá si los presos de ETA se ponen en huelga de hambre; ¿el Ejecutivo tendría que liberarlos?". Rajoy ha insistido en que el Gobierno ha "roto los consensos básicos" en materia antiterrorista, al ser preguntado por una ciudadana gallega si alguna vez él y el presidente del Gobierno "harán las paces".

A la cuestión de si sería partidario de la cadena perpetua por delitos de sangre, el líder de los populares ha contestado que "no estoy a favor de la pena capital, sí del cumplimiento íntegro de las penas". Rajoy ha explicado que él le diría a Zapatero que no le parece "sensato" que el preso etarra José Ignacio de Juana Chaos "esté hoy paseando por la calle en San Sebastián". "Mi voluntad es total y quiero recuperar los consensos, porque es lo que vertebra la nación", señaló Rajoy, quien acusó al jefe del Gobierno de "preferir" pactar con ERC e IU y otras fuerzas políticas "en lugar de acordar, como se hizo siempre, con el principal partido de la oposición". Ha recordado que ha apoyado al Gobierno en varios temas, entre los que citó, entre otros, el Plan Ibarretxe y la Ley de Dependencia, pero se preguntó, al ser cuestionado por la política antiterrorista, "¿haga lo que haga le he de apoyar?".

Ante la pregunta de un ciudadano sobre la presencia de banderas preconstitucionales en las últimas manifestaciones convocadas por el Partido Popular, Mariano Rajoy ha afirmado que él nunca las ha visto . Ante la insistencia del ciudadano y su afirmación de que él si las había visto, el líder popular ha vuelto a insistir que no tiene constancia de su presencia y que si han aparecido en la prensa es porque "forma parte de la estrategia de algunos y de su propaganda"

Matrimonio homosexual

Tras este bloque de preguntas, uno de los ciudadanos ha formulado una cuestión que no tenía ninguna relación con el terrorismo ni la crispación política. Llegó entonces el turno de las preguntas sobre aspectos que afectan a la vida diaria de los ciudadanos; la seguridad ciudadana, los problemas de ganaderos y agricultores, las pensiones o la sanidad pública.

Jordi, de Tarragona, ha llegado incluso a proponer un juego. Así, Rajoy se ha visto obligado a imaginar que uno de sus hijos le comunicaba que era homosexual y que había decidido casarse con su pareja. "¿Apoyaría usted a su hijo?, señor Rajoy. ¿Iría a su boda?".

Mariano Rajoy, ha querido dejar claro que su partido no está en contra de los homosexuales pero ha explicado que se opone a que su unión se llame "matrimonio". Ante la posibilidad de que su hijo sea homosexual y quiera casarse, ha afirmado que le recomendaría que apostara por la unión de hecho, pero ha añadido que si decide casarse "asistiría a la boda". Ha garantizado que "estaría incondicionalmente a su lado".

El presidente del PP ha adelantado en el programa que la lucha contra la inseguridad ciudadana será una de sus "prioridades" y ha abogado por más policías y por el endurecimiento de "algunas penas" para combatir las nuevas formas de delincuencia. Además se ha comprometido a subir "algunas pensiones", que son "una vergüenza", y a dar más ayudas a los jóvenes para poder comprarse un piso.

Rajoy ha adelantado las "tres prioridades" de su programa electoral: la economía, para mejorar el bienestar y la riqueza; el fenómeno de la inmigración, un "tema muy importante" que, a su juicio, hay que "tomarse muy en serio"; y, la lucha contra la inseguridad ciudadana, un "tema capital".