Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Audiencia permite a Díez Usabiaga acudir al debate en Estrasburgo sobre el proceso de paz

El líder de LAB tendrá que comunicar al juzgado su regreso a España

El juez de la Audiencia Nacional Santiago Pedraz ha autorizado hoy al secretario general del sindicato abertzale LAB, Rafael Díez Usabiaga, a viajar a Estrasburgo para asistir al debate en el Parlamento Europeo sobre el denominado proceso de paz en el País Vasco, que se celebrará el miércoles en la Eurocámara.

El magistrado, que sustituye a su compañero Baltasar Garzón, que se encuentra de viaje en Colombia, ha adoptado esta decisión en un auto notificado hoy después de recibir un informe de la Fiscalía a favor de conceder la autorización que había solicitado Díez Usabiaga.

Pedraz concede permiso al sindicalista para salir de España entre los días 24 y 26 "con la obligación de comunicar su regreso al juzgado y continuar con las comparecencias y demás obligaciones" que se le impusieron en su día.

El pasado 16 de marzo, el juez Fernando Grande-Marlaska impuso una fianza de 100.000 euros y la obligación de comparecer ante el juzgado de su localidad los días 1 y 15 de cada mes, tras tomar declaración al sindicalista como imputado por un presunto delito de colaboración con ETA a raíz de los incidentes durante una jornada de huelga en el País Vasco y Navarra en protesta por la muerte de dos presos de la banda.

Otros permisos

Esta no es la primera vez que Díez Usabiaga recibe una autorización judicial para viajar al extranjero. El pasado 28 de abril, el juez de la Audiencia Nacional Fernando Grande-Marlaska -que sustituía entonces a Garzón, quien disfrutaba de una excedencia por estudios-, autorizó al dirigente sindical a viajar a Atenas para asistir al IV Foro Social Europeo, que se celebró entre el 4 y el 7 de mayo. El juez fundamentaba su autorización en el hecho de que el imputado viajaba en representación de LAB, una organización contra la que no existe ninguna actuación judicial.

Una autorización que por contra denegó a los dirigentes de Batasuna Arnaldo Otegi y Pernando Barrena que solicitaron al juez viajar a Belfast y a Dublin en esas mismas fechas. En este caso Grande-Marlaska si entendió que existía riesgo de fuga y negó el permiso para el viaje. Además aludió que ambos viajaban para representar a una organización ilegal como es Batasuna.

Se espera que el juez Pedraz reciba más comunicaciones para viajar hasta Estrasburgo, como por ejemplo la de el responsable de relaciones exteriores del PNV, Gorka Aguirre, que también está imputado en el sumario contra la red de extorsión de ETA, y que aunque ya no tiene prohíbido viajar al extranjero sin la autorización judicial, sí debe comunicarle al juez sus movimientos.

El regresar de su excedencia, Garzón decidió modificar las medidas cautelares adoptadas por Grande Marlaska contra el dirigente del PNV. Concretamente, Garzón rebajó la más de la mitad la fianza impuesta a Aguirre que pasa de 30.000 a 12.000 euros, redujo la periocididad con la que deberá personarse en los juzgados -de una semana a quince días- y eliminó la necesidad da autorización judicial para viajar al extranjero.