Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Todos los partidos salvo el PP aprueban declarar 2006 Año de la Memoria Histórica

La Proposición de Ley propone que se reconozca la II República como antecedente de la actual democracia

Todos los grupos parlamentarios del Congreso, salvo el PP, han aprobado hoy una Proposición de Ley que declara 2006 como Año de la Memoria Histórica e insta al Gobierno a presentar, en el plazo de un mes, el anunciado informe sobre la situación de las víctimas de la Guerra Civil y del franquismo. Todos los partidos han destacado en sus intervenciones que con la aprobación no se pretende "reabrir heridas", excepto el PP, que sostiene que la iniciativa pretende "utilizar el pasado como arma política".

La propuesta ha contado con 172 votos a favor, 131 en contra -todos del PP- y cuato abstenciones procedentes de ERC, que consideró insuficiente la iniciativa. La Proposición de Ley, aprobada en lectura única por el trámite de urgencia y que ahora pasará al Senado, propone que se reconozca la II República como antecedente de la actual democracia e insta al Ejecutivo a que promueva durante este año actos de homenaje a las víctimas de la Guerra Civil española y del franquismo.

Este reconocimiento vendrá acompañado de la puesta en circulación de sellos y monedas en recuerdo de las personas que defendieron "el orden constitucional establecido en la II República" y padecieron la represión franquista. El PP ha presentado una enmienda para que el año 2006 sea declarado "Año de la Concordia", propuesta que fue rechazada por los demás grupos parlamentarios.

Herederos de la República

En su intervención ante el pleno, el portavoz del PP Manuel Atencia ha anunciado que su grupo votará en contra de todas las iniciativas sobre la Memoria Histórica, ya que "son contrarias al pacto constitucional, intentan imponer una verdad oficial, tratan de revisar la transición democrática, dividen a los españoles y reabren viejas heridas".

Según Atencia, "la II República es historia y como tal debe ser tratada". Además, ha recordado que la monarquía constitucional nacida en 1978 supuso la "superación de viejos conflictos". Tras lamentar que José Luis Rodríguez Zapatero "se declare heredero de la II República, en lugar de sentirse heredero de Felipe González o Alfonso Guerra", el diputado popular aseguró que el PP sí se siente heredero de la UCD, partido que "pilotó la transición".

Por su parte, el portavoz socialista Ramón Jáuregui ha juzgado "lamentable" que el PP "sea incapaz de conmemorar juntos hechos tan trascendentes de nuestra historia" y ha recalcado que "la memoria no se puede obviar" y que "la transición confundió perdón con olvido". A su vez, el portavoz de IU-ICV, Gaspar Llamazares, autor de la iniciativa, ha asegurado que el PP no debería sentirse heredero del franquismo, sino de la "mejor tradición democrática" y ha insistido en que no se trata de recuperar la Memoria Histórica para confrontar a los españoles.

"El no olvido es la mejor garantía para el proceso colectivo en términos democráticos", ha señalado desde CiU Carles Campuzano, mientras que el diputado del PNV Aitor Esteban ha acusado a los populares de situar a la República "al mismo nivel que la etapa franquista". Por último, Agustí Cerdá de ERC ha pedido no dejar pasar la oportunidad de recuperar la memoria "que se merece el pueblo y todas las víctimas".