Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La tragedia del 11-M marca la celebración del 1 de Mayo

Las manifestaciones estarán encabezadas en toda Europa por el lema "No al terrorismo"

La reivindicación de la paz y el rechazo del terrorismo han sido los ejes que han centrado las movilizaciones de hoy, 1 de Mayo, en España. En Madrid, miles de personas, 10.000 según los organizadores de la manifestación, y 3.500 según la Policía Municipal, se han concentrado en las calles de la capital para expresar su rotundo rechazo al terrorismo y para reclamar la aprobación de la Constitución europea, la paz, el pleno empleo y el bienestar social. El secretario general de CC OO, José María Fidalgo, y el de UGT, Cándido Méndez, han comenzado el Día del Trabajo con una ofrenda floral a las víctimas de los atentados del pasado 11 de marzo en la estación de trenes de Atocha, en Madrid.

Cada uno de ellos ha depositado en la estación una docena de rosas rojas. Después, se ha guardado un minuto de silencio en memoria de las víctimas. Tras este emotivo acto, Fidalgo y Méndez han encabezado la manifestación de Madrid que, bajo una intensa lluvia, ha realizado en aproximadamente 25 minutos el recorrido fijado tras una pancarta con el lema "Constitución europea, para la paz, el pleno empleo y el bienestar".

Fidalgo, que durante todo el recorrido ha sido increpado por un grupo de antiguos trabajadores de Sintel, ha declarado a los periodistas que esta jornada defiende, no sólo en España, sino en toda Europa, el rechazo al terrorismo y la defensa de la Europa social. El secretario general de CC OO se ha referido también a la ampliación de la UE a 25 países con 10 nuevos miembros desde hoy y ha recordado que con ello se crea un mercado de 450 millones de consumidores.

Las intervenciones de Méndez y Fidalgo en la Puerta del Sol se han centrado en el 'no al terrorismo', la oportunidad de la ampliación de la UE y la esperanza de cambio que ha supuesto la llegada del PSOE al Gobierno de España. Méndez ha comenzado diciendo que Madrid ha caminado hoy por la paz, con el dolor de la masacre del 11-M, y contra el terrorismo, al que definió como el "peor enemigo de los trabajadores". El líder de UGT ha señalado que en los atentados, la sangre de los trabajadores madrileños se mezcló con la de trabajadores de 14 países, que no disfrutan de los mismos derechos que los nacionales, por lo que apeló al Gobierno del PSOE, que ha abierto grandes expectativas, a cambiar la situación. En cuanto a la ampliación, Méndez ha señalado la oportunidad que supone para construir una Europa más justa, más social y de ppleno empleo.

En términos similares se ha expresado Fidalgo, que también ha comenzado recordando a las víctimas del 11-M y resaltando la vuelta de la izquierda al Gobierno: "En este Primero de Mayo se entretejen el dolor y la esperanza". También se ha referido a la ampliación diciendo que toda Europa saldrá este 1 de Mayo a la calle bajo un lema común, con el 'no al terrorismo' como principal bandera, reclamando más y mejores derechos sociales y laborales.

Asimismo, ambos dirigentes han reclamado al nuevo Ejecutivo un cambio del modelo productivo que implantó el Gobierno del PP bajo la "prepotencia" de José María Aznar, para avanzar en el camino hacia el pleno empleo, estable, seguro y con derechos.

El rechazo a la violencia ha traspasado fronteras. El No al terrorismo se ha convertido este primero de Mayo un clamor en toda Europa como gesto solidario hacia Madrid, a la que se ha bautizado como la "capital moral" de Europa. En conjunto, más de 60 manifestaciones han sido convocadas hoy para recorrer las calles de las principales capitales y ciudades españolas y expresar su rechazo rotundo al terrorismo y reivindicar la inmediata promulgación del Tratado Constitucional de la Unión Europea.