Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Las obras del tren de alta velocidad

El programa de infraestructuras ferroviarias del Ministerio de Fomento contempla la construcción y adaptación de nueve corredores ferroviarios para trenes de alta velocidad:

Corredor del Noreste

Enlazará Madrid y Barcelona. Ya está en servicio el tramo hasta Lleida, con paradas en Guadalajara y Zaragoza. Varios ramales conectarán desde la capital aragonesa con las ciudades de Soria, Logroño, Pamplona, Tarragona, Teruel y Huesca. La conexión con Francia, a través de La Junquera, sigue pendiente tras la renuncia de la unión de empresas encargada en un principio.

Corredor del Levante

Este corredor radial conecta Madrid con el Mediterráneo por Cuenca, mediante dos ramales. El primero llegará hasta Valencia y Castellón. El segundo se dirigirá a Alicante, Murcia y Almería. Entre Valencia y Murcia se construirá también un enlace.

Corredor Mediterráneo

Enlaza en la actualidad Tarragona y Castellón. Es un trazado adaptado para alta velocidad a más de 200 Km/h en ancho ibérico, aunque el sistema de señalización es el mismo que el del resto de la red RENFE (sistema ASFA). La empresa pública ya presta en él servicios de alta velocidad bajo la marca Euromed, con seis trenes gemelos a los de la línea Madrid-Sevilla.

Corredor Sur

Usa como tronco la línea Madrid-Sevilla, abierta al tráfico en 1992, y que pasa por Ciudad Real y Córdoba. Desde esta última ciudad está en construcción la línea a Málaga, con conexión a Córdoba desde Bobadilla. De ella parten también los ramales que conectarán con Toledo, Jaén (por Alcázar de San Juan), y desde Sevilla, con Huelva y Cádiz.

Corredores del Oeste

Unirá Madrid y Lisboa a través de Talavera de la Reina, Cáceres y Mérida, y de las ciudades portuguesas de Evora y Elvas. Posteriormente, Portugal conectará además desde Oporto con Salamanca y Valladolid y, antes de 2015, se construirá la línea entre Faro (sur de Portugal) y Huelva y Sevilla, por Ayamonte.

Corredor Noroeste

Dará servicio a todo el cuadrante septentrional y occidental de la Península. Segovia es el punto de cruce de la Sierra de Guadarrama con la mayor obra de ingeniería civil de nuestro país, un doble túnel de 28 kilómetros de longitud. De Olmedo (Valladolid) partirán dos troncos. Uno de ellos seguirá hasta Galicia por Zamora y Orense, con un ramal hacia Salamanca desde Medina del Campo (Valladolid). Desde Orense conectará por el norte con Lugo y A Coruña, y por el sur con Vigo y Pontevedra. El otro dará servicio a la cornisa cantábrica por Valladolid y Palencia, desde donde se bifurcará hacia Santander y hacia Burgos y Vitoria. Ávila se enganchará al corredor en Segovia, con un nuevo trazado.

Eje Atlántico

Una mezcla de tramos nuevos y tramos reformados, unirá de norte a sur El Ferrol con Vigo a través de A Coruña, Santiago de Compostela y Pontevedra con vías de ancho ibérico y velocidades intermedias.

Corredor Cantábrico

Este corredor, que no estaba incluido inicialmente en los planes de Fomento para la alta velocidad ferroviaria, surgió a principios de 2003 como punto fuerte del Plan Galicia, un conjunto de medidas inversoras con las que el Gobierno trataba de paliar los errores cometidos en la gestión de la catástrofe del Prestige. Conectará A Coruña con Bilbao a través de Gijón, Oviedo, Avilés y Santander.

"Y" Vasca

Conectará entre sí las tres capitales vascas, Vitoria, Bilbao y San Sebastián, y enlazará el corredor noroeste con Francia a través de la ciudad francesa de Dax. Las discrepancias entre el Ministerio de Fomento y el Gobierno vasco ?que ha llegado incluso a redactar su propio proyecto alternativo- están obstaculizando su desarrollo.