Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Una fuga de amoniaco obliga a refugiarse en sus casas a los vecinos de un barrio de Tarragona

El escape se ha producido en una empresa del polígono industrial de Francolí, y ha afectado a la barriada de Icomar

Los vecinos del barrio tarraconense de Icomar han tenido que refugiarse en sus casas y cerrar ventanas y puertas a consecuencia de una fuga de amoniaco en la empresa Frigoríficos Tarragona, que ya ha quedado controlada sin que ninguna persona haya tenido que ser atendida.

Los Bomberos de la Generalitat han informado de que la fuga se ha iniciado cerca de las tres de la tarde, por motivos que se desconocen, en la válvula de una de las tuberías de la citada empresa y ha podido ser sellada 28 minutos después, tiempo en el que sólo se ha emitido a la atmósfera seis litros de amoníaco. Al cabo de ese tiempo, se ha cancelado la restricción de movimientos de los vecinos, decretada porque se trata de una sustancia que, aunque no es peligrosa como el cloro, es irritante y afecta especialmente a ojos y mucosas.

Se trata de "una cantidad muy pequeña", según el delegado de la Generalitat en la provincia, César Puig, que ha explicado que no se ha activado el Plan de Emergencia Exterior del Sector Química de Tarragona (Plaseqta) porque la empresa afectada no está en el ámbito de este plan al trabajar con cantidades mínimas de productos químicos.

Esta es la segunda fuga de un producto químico que se produce en dos semanas en una empresa de Cataluña después de que el pasado día 17 un incendio declarado en la industria Derivados Electroquímicos levante (DELSA) de Les Franqueses del Vallés (Barcelona) originase una nube tóxica de cloro que obligó a confinar en sus casas durante casi tres horas a los cerca de 100.000 vecinos de 8 municipios de la comarca del Vallés Oriental, sin que tampoco afectara a las personas.