Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Las grandes empresas duplicaron sus beneficios en 2018

El resultado de las compañías aumentó un 102% impulsado por los extraordinarios, según datos del Banco de España recabados de cerca de 1.000 empresas

Vista de la fachada del Banco de España.
Vista de la fachada del Banco de España. EFE

Las grandes empresas registraron un “crecimiento muy elevado” de sus resultados finales en 2018. Es más, los duplicaron gracias sobre todo a operaciones extraordinarias de ventas que generaron cuantiosas plusvalías, según datos de la Central de Balances Trimestral del Banco de España difundidos este martes. Esta encuesta recaba información de 960 sociedades y se considera que presenta un sesgo hacia las compañías de mayor tamaño.

De acuerdo con sus conclusiones, las grandes empresas obtuvieron una mejora de sus resultados ordinarios y extraordinarios, crearon más empleo fijo, subieron salarios, aumentaron su negocio en España, redujeron su deuda y disminuyeron la carga que pagan de intereses.

En un contexto de mayor demanda en España, la cifra de negocios aumentó un 7,2% el año pasado. Y el llamado valor añadido bruto (las ventas de la empresa menos las compras) subió un 3,3%. Aunque esta cifra encierra mucha heterogeneidad, se elevó de forma generalizada en todos los sectores salvo en la industria.

A esto hay que añadir cuánto gastaron en personal, una rúbrica que se incrementó también un 3%. Esta evolución “se explica tanto por el aumento de las plantillas como por el de las remuneraciones medias”, dice el supervisor. Los salarios medios repuntaron un 1,5% frente al 0,5% del año precedente. Y el empleo creció un 1,5%, una tasa menor que el 3% que avanzó el año anterior. Y sobre todo engordó la contratación fija, un 1,9%. En cambio, los temporales se redujeron un 0,1%. El organismo asegura que “el porcentaje de empresas que crean empleo sigue superando ampliamente al que lo destruye”. Un 50,3% frente a un 34,2%.

Como los gastos financieros se redujeron, el resultado ordinario neto aumentó un 5%, en línea con el 4,7% registrado en 2017. Sin embargo, los extraordinarios dieron un impulso añadido a las cuentas. Se trata de gastos e ingresos atípicos que no tienen que ver con el negocio principal y recurrente. Es decir, se corresponden con ventas de activos, plusvalías o impuestos. En 2018 se debieron "principalmente a la existencia de algunas operaciones de venta de activos financieros que generaron cuantiosas plusvalías", dice el Banco de España. Su impacto hizo que el resultado final creciese un 102%. O lo que es lo mismo, que se duplicase. En el año anterior, en 2017, retrocedieron en cambio un 22%, justo también por los extraordinarios.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información