Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Si compras Lotería de Navidad, que no te cuelen un décimo falsificado o te timen

La Policía recomienda acudir siempre a fuentes oficiales, sean establecimientos físicos u 'online'

Un puesto de venta de décimos de la Lotería de Navidad, en Madrid.
Un puesto de venta de décimos de la Lotería de Navidad, en Madrid. EFE

La fecha se acerca. Este sábado 22 de diciembre los niños de San Ildefonso cantarán los números ganadores de la Lotería de Navidad. Unos pocos celebrarán, muchos se conformarán con haberlo intentado y otros se quedarán boquiabiertos al descubrir que han sido víctimas de un timo. Las autoridades alertan de que hay tener cuidado tanto con los engaños tradicionales como el tocomocho o el truco de la estampita, que siguen produciéndose, como con los intentos de fraude a través de móviles e Internet. "La recomendación es siempre la misma: acudir a fuentes oficiales", resume María Fernández, portavoz de la Policía Nacional. 

La Sociedad Estatal de Loterías y Apuestas del Estado (SELAE) estima que cada español se gastará este año 67,56 euros en Lotería de Navidad. Tanto si los décimos se compran por Internet como de manera presencial hay que averiguar que se trate de puntos de venta oficiales y que las páginas web que alojan estos establecimientos virtuales sean seguras. La Policía recomienda fijarse en que la dirección URL esté precedida por la imagen de un candado y el código https —donde la letra s está por secure—.

El cuidado tiene que ser extremo no solo al realizar la compra: hay ciberdelincuentes que se hacen pasar por la SELAE y envían cadenas de correos y mensajes en su nombre ofreciendo descuentos en la compra de Lotería o asegurando que el destinatario ha ganado una gran cantidad de dinero.

Pero la suerte ni cae del cielo ni sale gratis. "No existen ofertas ni promociones, y si no hemos comprado el décimo es imposible que nos toque el premio", alerta Fernández. "Hay que desconfiar de los mensajes con errores de ortografía y no proporcionar datos personales", añade. La agente explica que los mensajes fraudulentos pueden llegar tanto por correo electrónico como por mensaje de texto o WhatsApp. Los estafadores suelen usar algún gancho para que el destinatario pique y pinche en algún enlace, con el objetivo de quedarse con sus datos, personales y financieros.

Hay que recordar que los sitios web autorizados nunca mandan mensajes desde servicios de correo electrónico gratuito, y que es recomendable guardar los correos y hacer capturas de pantallas de las compras por Internet.

Cuidado con los décimos compartidos

Compartir la Lotería es algo muy común. ¿Pero qué pasa si la persona que tiene la participación decide quedarse con el premio sin repartirlo? Nicolás Lerma, abogado penalista en Legálitas, explica que habría que tomar precauciones antes antes del día del sorteo, ya que el décimo es un documento al portador. Esto significa que solo quien lo tenga lo puede cobrar, y serán los demás los responsables de acreditar ante un juez su participación en la compra.

"Lo más normal es hacer un folio con el nombre y apellidos completos de los participantes, el DNI, la firma y la cantidad", dice el letrado, quien aconseja guardar eventuales correos y mensajes que demuestren que el décimo ha sido compartido. Los problemas también se pueden dar en pareja. En estas situaciones, la Organizaciones de Consumidores y Usuarios (OCU) recuerda que hay poco que hacer: si el matrimonio es en gananciales el premio se reparte al 50%, en caso contrario se comparte solo cuando el otro pueda demostrar que la participación se compró a medias. 

Lerma asegura que, desde el punto de vista penal, este delito de apropiación indebida es el más común entre los relacionados con la Lotería. "También se dan casos de estafa y falsificación de documento público, cuando se venden décimos que son falsos", añade. Para saber si el décimo es original hay que averiguar que tenga el sello de la entidad expendedora, y que indique que se trata de un "fraccionamiento autorizado por Loterías y Apuestas del Estado".

Si, por otro lado, perdemos la participación o nos la roban, hay que denunciarlo ante la Policía Nacional o la Guardia Civil y comunicarlo al organismo de Loterías y Apuestas del Estado.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información