Formación

MBA muy viajeros

Las escuelas de negocios refuerzan su oferta de másteres empresariales con presencia en instituciones de Europa, EE UU y Asia

Getty Images

Pasar 12 o 18 meses en un mismo campus haciendo un MBA (master in business administration) ya no es el summum en estas experiencias educativas. Cada vez más y más alumnos se decantan por los MBA internacionales o globales, en los que se compagina la presencia en dos o tres campus de países distintos, es decir, se divide el curso entre los centros españoles y los situados fuera. Ahora casi todas las escuelas de negocios, no solo las más grandes, proponen este tipo de cursos, cada una de ellas con su propio formato.

Más información

En ESADE, por ejemplo, existe la posibilidad de intercambio o doble asistencia en casi todos sus MBA. El líder de su cartera es el MBA full time (de 12 a 18 meses) para profesionales con cinco años de experiencia, donde se puede elegir estancia en nada menos que entre una o varias de las 45 escuelas con las que la institución española tiene acuerdos. La oferta más granada de IE Business School, los dos MBA conjuntos con dos universidades extranjeras: la Singapur ­Management University y la Brown University, de EE UU, son dual degree (es decir, dos dobles grados), también en dos instituciones extranjeras, el MIT y Fletcher University. Ambas americanas.

ESIC se presenta en el mercado con el International MBA y el Global MBA, ambos de 18 meses de duración. Mientras que el primero se desarrolla en el campus de Madrid y en una escuela extranjera, Shanghái; el Global añade un tercer campus, Miami. En EADA los alumnos del Euro MBA (dos años) pueden estudiar en Madrid y en seis escuelas europeas con las que tienen acuerdos. En IESE el Global Executive MBA, un curso de 16 meses, se desarrolla en Barcelona, Nueva York, Silicon Valley y Shanghái. Con la posibilidad de elegir módulos en Bangalore o São Paulo.

Dobles grados

Cada escuela utiliza formatos distintos. En IE hacen hincapié en los programas conjuntos “elaborados entre nosotros y la escuela extranjera”, dice Martin Boehm, decano del centro, “y en los que los estudiantes pasan aproximadamente la mitad del tiempo con nosotros y la otra mitad en Singapur o EE UU”. Y en los denominados dual degree, una doble titulación que, en el caso de Fletcher, se concreta en un MBA en Madrid y una titulación en Ciencias Políticas en EE UU.

En ESIC han diseñado sus MBA International y Global para que se realicen en dos o tres ciudades. “El alumno empieza aquí y prosigue en Shanghái o en Miami”, apunta Gastón Fornés, decano de Posgrado de la institución. Según el MBA que elija, el estudiante pasa entre cuatro y nueve meses fuera de España.

¿Son más caros que los normales?

Martin Boehm, decano de IE Business School, afirma que “los MBA internacionales no son ni tienen por qué ser más caros que los tradicionales”. El curso vale lo mismo en Madrid o Barcelona que en las escuelas asociadas. El único añadido son los gastos de viaje y alojamiento. Pero, teniendo en cuenta que la mayoría de los alumnos de las escuelas de negocios españolas (entre el 85% y el 95%) vienen de fuera, es un gasto que tienen que satisfacer de todas formas. Los centros solo incluyen estos gastos en el precio del MBA en caso de desplazamientos cortos. Cuando el traslado es fuera de España, lo habitual es que los alumnos lo sufraguen. 
Aunque es imposible negar que estos programas se han encarecido. Mientras que el Euro MBA de EADA cuesta 36.800 euros y el International MBA de ESIC, 30.600, el full time de ESADE saldrá por 68.500 euros el próximo curso. El anterior eran 64.900. ¿Por qué suben? “Básicamente porque estamos incorporando más valor, más especialización, más profesores”, apunta Luis Vives, de ESADE, que recuerda que “esto no pasa solo en España, sino en todo el mundo”. La realidad es que el precio de los programas se ha disparado en los últimos años. “En EE UU”, dice el decano asociado de ­ESADE, “un MBA sale por unos 200.000 dólares”.

En el Euro MBA de EADA, los alumnos se pasan nueve días en cada una de las escuelas de Francia (dos), Alemania, Holanda y Polonia. “Al final viene a ser casi la mitad del curso”, apunta Jordi Díaz, director de Programas. Las clases en España son online y las estancias en el exterior son presenciales. En el MBA full time de ESADE, el alumno puede elegir cuánto tiempo pasa fuera y en cuáles de las 45 universidades o escuelas que ofrece. “Hay distintas alternativas; lo importante es la extraordinaria capacidad de elección: London Business School, Chicago University, Hong Kong Science and Technology University…, explica Luis Vives, decano asociado de la escuela.

Las propuestas de MBA con vocación internacional son las principales en cada institución, donde la lista es amplísima. “En los últimos 10 años hemos ido incorporando partners extranjeros a nuestros MBA. Ya no se puede dejar de ofrecer esa opción”, indica Díaz. Otros programas dan la posibilidad de elegir estancias más cortas. El Executive MBA de ­ESADE ofrece intercambios de tres meses. Y otros másteres, estancias de solo una o dos semanas.

“Antes de ir fuera”, aconseja Vives, “los alumnos tienen que buscarse una residencia allí, pero también tienen que hacerlo aquí, y como hay una enorme cantidad de estudiantes que se mueven, no tienen problemas”. Los paneles de anuncios están repletos de ofertas de viajes y apartamentos en las ciudades donde la escuela tiene centros asociados. Claro que hay excepciones. En el caso del Euro MBA de EADA, la escuela se ocupa de que los alumnos estén en un mismo hotel. “Esto porque en esas semanas que pasamos en la ciudad importa también la convivencia”, explica Díaz.

Al principio la meca de los MBA era Estados Unidos. La mayor parte de las alianzas de las instituciones españolas se cerraban con escuelas de negocios de aquel país. Hoy las cosas han cambiado. El representante de EADA apunta: “El año pasado dejamos de ir a EE UU porque ya no es novedad. Nuestras escuelas siguen el modelo americano y utilizamos sus sistemas, pero el futuro ahora está en Asia, que es a donde queremos llevar a nuestros alumnos”.

El ir a varios campus diferentes ensancha también el networking y, además, abre posibilidades nuevas. Asia es interesante por sus oportunidades. “Hay grandes compañías chinas que quieren expandirse al resto del mundo y buscan talento. Los alumnos y escuelas de negocios con perfil internacional son muy atractivas para ellos”, aprecia Vives. Y también para los reclutadores en general. “Estamos viendo cada vez mayor demanda de estos cursos por parte de los reclutadores”, asegura Fornés.

Archivado En:

Más información

Te puede interesar

Escaparate

Lo más visto en...

Top 50