Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
AVE

Renfe adjudicará en octubre el ‘macrocontrato’ de los trenes AVE

Alstom, Bombardier, CAF, Siemens y Talgo aspiran a ganar el concurso de 2.650 millones

Llegada a una estación de un AVE.
Llegada a una estación de un AVE. EFE

Renfe adjudicará el macroconcurso para la fabricación y mantenimiento de 30 nuevos trenes AVE por 2.650 millones de euros el próximo mes de octubre, tras cerrarse este viernes, día 29, el plazo para la presentación de ofertas, informó la compañía ferroviaria.

Para esta licitación han presentado ofertas las españolas CAF y Talgo, la francesa Alstom, la alemana Siemens y la canadiense Bombardier. Esta última impugnó el anterior concurso, logrando que el anterior pliego quedara anulado por otorgar ventaja a la fabricación de los trenes en España, algo contrario a la normativa europea.

De esta forma, el proceso del primer concurso, cuyo plazo finalizó el pasado 17 de mayo, tuvo que arrancar de nuevo con la aprobación de nuevas cláusulas del pliego adaptadas a la resolución del Tribunal Administrativo Central de Recursos Contractuales (TACRC), organismo que declaró nulo la primera convocatoria.

Renfe ha decidido tramitar con carácter de urgencia el nuevo concurso dada las urgencias que tiene la compañía ferroviaria para la renovación del material rodante de la alta velocidad. Las nuevas líneas de alta velocidad que se van a incorporar y el aumento de la demanda de las existentes han desbordado al operador público.

Negociación con los grupos parlamentarios

Su plan inicial era esperar a la formación de un Gobierno estable que nombrara al nuevio equipo gestor de Renfe, dado su carácter estatal, para poner en marcha el proceso de adjudicación. Pero ha tenido que optar por tramitarlo con carácter de urgencia para no provocar un cuello de botella en el futuro y verse sobrepasado por una demanda que no pueda atender. Por ello, se puso en contacto con los principales grupos parlamentarios para darles a conocer de primera mano las necesidades de trenes y hacerles ver la importancia de adjudicarlos cuanto antes, informaron en fuentes conocedoras de la negociación.

En el nuevo pliego, Renfe ha eliminado el punto extra que otorgaba la carga de trabajo de fabricación en España. La decisión se adopta tras la resolución del TACRC en respuesta a las alegaciones presentadas por Bombardier. El TACRC admitió la queja de este fabricante por la cláusula que computaba un punto del total de 35 en la valoración técnica final si se fabricaban los trenes en España.

El conntrato supone el suministro de treinta nuevos trenes AVE, además de su posterior mantenimiento durante treinta años, con posibilidad de prórroga durante otros diez años más. La entrega se producirá en dos fases. En la primera, se entregarán quince nuevos AVE de forma inmediata tras su fabricación, mientras que los otros quince trenes se suministrarán por lotes de cinco unidades en función de las necesidades de la compañía.

Renfe busca un tren con capacidad para circular a una velocidad de hasta 320 kilómetros por hora y de “gran capacidad”, esto es, que pueda transportar a un mínimo de 400 viajeros, máxima accesibilidad y wifi. Con este contrato, la operadora pública pretende garantizarse un calendario de incorporación de nuevos trenes para modernizar su parque de vehículos y prepararlo al paulatino aumento de demanda de viajeros y a la apertura de nuevas líneas de Alta Velocidad.

Más información